Estado

Segundo día de conflicto por el agua

Productores vuelven a bloquear la carretera Chihuahua–Delicias y las vías del tren

Fernando Castro/El Diario

El Diario de Chihuahua

jueves, 06 febrero 2020 | 10:24

Chihuahua— Productores del estado volvieron a bloquear carreteras y las vías del tren en protesta por la intención del Gobierno Federal de vaciar la presa La Boquilla apoyados en elementos de la Guardia Nacional.

Ayer, manifestantes cerraron la carretera Chihuahua-Delicias a la altura del poblado de Cárdenas, en la región centro-sur del estado. El cierre de la vía fue total, incluso bloquearon también brechas aledañas que intentaron usar los automovilistas que quedaron atrapados en el tráfico.

El hecho generó molestia y desesperación en los conductores, así como también en los rescatistas de vehículos de emergencia, quienes no pudieron hacer traslados al quedar atrapados en el tráfico.

La situación se complicó en el entronque al seccional de Lázaro Cárdenas, pues ambos caminos, de norte a sur y viceversa, quedaron cerrados con maquinaria pesada por los agricultores, así como brechas alternativas de terracería.

El bloqueo de la carretera en Cárdenas, provocó también el cierre de la vía en Chihuahua capital, en donde un retén de policías federales impidieron el tráfico con destino a Delicias a la altura del Libramiento Oriente.

En el lugar quedaron varados decenas de camiones pesados, así como autobuses de transporte pasajeros y vehículos particulares.

La jornada de protestas continuó en el municipio de San Francisco de Conchos, donde se vivió de nuevo un clima de tensión durante la segunda jornada de lo que agricultores, ciudadanos y actores políticos han denominado una lucha por el agua del estado.

Cerca de las nueve de la noche de ayer, viajeros que quedaron varados en la carretera Delicias-Chihuahua reportaron que ya se había liberado la circulación de vehículos en el tramo de Lázaro Cárdenas, por lo que miles de conductores empezaron a circular de poco en poco.

Hasta el cierre de la edición, se desconoce si el bloqueo perdurará de forma intermitente, o si los campesinos cerrarán de nueva cuenta la carretera.

De nueva cuenta, los campesinos volvieron a cerrar el paso del tren al bloquear con maquinaria las vías del tren que pasan por Delicias.

El presidente de la Asociación Estatal de Usuarios de Riego, Salvador Alcántar, dijo que este movimiento “es el inicio de la guerra por el agua”.

Esta jornada inició con la presencia de la Guardia Nacional ya instalada en la presa y la noticia del propio presidente de la república, Andrés Manuel López Obrador, de que la extracción de mil millones de metros cúbicos sí se llevaría a cabo para no incumplir con el tratado de 1944 que obliga a México al pago de agua a Estados Unidos.

Tras el despliegue de elementos castrenses quienes iniciaron su arribo a dicho municipio el pasado lunes, y que al día martes sumaron hasta doscientos, ese día fueron encarados por agricultores desde la una de la tarde, siendo expulsados cinco horas después por más de dos mil civiles que ahí se reunieron para impedir su paso a las instalaciones de la presa.

Los ciudadanos permanecieron en el sitio hasta entrada la noche; sin embargo, decidieron retirarse y dejar “una guardia” compuesta por algunos de ellos, lo que no fue suficiente para contener a los elementos de la Guardia Nacional quienes lograron replegarlos e instalarse para defender la entrada a la presa.

Al arribo durante la mañana del día de ayer de los agricultores, estos permanecieron a la expectativa pero sin confrontarse físicamente con los elementos de la GN.

Minutos antes de las 11 de la mañana, el presidente de la Aurech, Salvador Alcántar, ofreció una rueda de prensa a los pies de la cortina de la presa la Boquilla en la que destacó de entrada un acuerdo entre el general a cargo de las fuerzas militares, y los manifestantes en el sentido de que los primeros permanecerían desarmados y respetuosos, mientras que los segundos permanecerían a una distancia prudente.

“El general encargado asegura que la misión a su cargo está encaminada exclusivamente a custodiar las instalaciones. Refiere que no se encuentra en el lugar ningún técnico de la CNA ni tampoco de CFE. No existe instrucción alguna de abrir las compuertas de la presa. Por lo tanto, convoco a permanecer tranquilos y respetuosos en tanto se soluciona este problema”, destacó  Alcántar.

Asimismo, respondió a la información vertida por el propio presidente en la que se le habría informado que supuestos líderes de agricultores exigían 7 mil millones de pesos para terminar con este conflicto, que calificó como el inicio de la guerra por el agua, a lo que respondió que el agua no tiene precio y que en ningún momento se pidió ninguna cantidad por enviar el agua a Tamaulipas.

Enfatizó que Tamaulipas ha presentado 17 amparos constitucionales, 2 juicios civiles y otras acciones legales que tienen por objetivo llevarse el agua de la Boquilla, pero enfatizó que todas las ha perdido.

“La Presa de La Boquilla es la joya de Chihuahua y no vamos a permitir que se lleven el agua. Ya no confiamos en la palabra de Conagua, pero no se sacará ni un litro de agua”, precisó.

De igual manera durante esta conferencia de prensa tomaron el micrófono representantes de zonas agrícolas de la región, diputados federales y locales, así como alcaldes, quienes analizaron la información surgida en últimas horas a nivel nacional, y coincidieron en su desacuerdo a la declaración del presidente de México, López Obrador, sobre la exigencia del pago de 7 mil millones de pesos, mismo que negaron rotundamente, al señalar que el agua de Chihuahua no tiene precio.

El diputado federal Mario Mata anunció que se dará batalla legal a la Comisión Nacional del Agua y al recordar que ya se tramitó el primer juicio de amparo a favor del módulo uno.

El legislador exigió al recién llegado titular de la CNA en el estado Rubén Rodríguez Quintana entregar el acta de no adeudo toda vez que se está negando a la petición.

“El funcionario está llegando con el píe izquierdo y faltando al principio del presidente López Obrador que reza: al margen de la ley nada y fuera de la ley nadie”, expresó.

El diputado federal aseguró que pase lo que pase, a la presa La Boquilla no se le extraerá ni un solo litro bajo el irresponsable esquema que la Federación pretende imponer.

Sobre la presencia de nueva cuenta de la Guardia Nacional, dijo que es parte de la doble moral que se está manejando mediante la cual un día niegan un hecho y a las horas cambian su postura, en esta ocasión mediante un ridículo boletín de prensa que referencia la ruptura de un candado en la presa El Granero.

Durante horas la vasta presencia militar y civil permaneció en esta presa en disputa, mientras que las acciones de los productores fueron de nueva cuenta el cierre de la carretera a Delicias y el bloqueo de las distintas brechas por donde los automovilistas pretendían pasar.

Al finalizar el segundo día de conflicto el presidente de la Aurech señaló que esperarán la información procedente de la Ciudad de México en donde el Gobernador Javier Corral, y los titulares de la Secretaría de Desarrollo Rural, René Almeida, y de la JCAS, Óscar Ibáñez estarán entrevistándose con funcionarios de alto nivel del Gobierno de la República.

Por su parte, el diputado local Jesús Valenciano confirmó que mañana jueves en punto de las 12 horas, el honorable congreso del estado estará sesionando formalmente con el total de los 33 legisladores que lo integran, en esta presa. El llamado, dijo, es para los diputados federales y senadores del estado los cuales serán bienvenidos al encuentro solidario con la defensa del agua de Chihuahua.

“En este momento pedimos a las fuerzas asistentes formen equipos de 10 personas para dejar una guardia que pase la noche en estas instalaciones de la presa Boquilla. Creemos que consolidado ya un acuerdo de respeto mutuo con la Guardia Nacional, lo único que debemos esperar es el momento de las resoluciones que nos sean compartidas por los negociadores, en este caso por el gobernador Corral y su equipo desde la Ciudad de México”, concluyó Salvador Alcántar.