PUBLICIDAD

Estado

Reasignará Maru recursos para la Tarahumara

Sostiene encuentro con comunidad jesuita y actores sociales de región

Eduardo González / El Diario de Chihuahua

martes, 13 septiembre 2022 | 06:00

PUBLICIDAD

Chihuahua.– “El trabajo en la recomposición del tejido social será permanente”, dijo anoche la gobernadora Maru Campos al anunciar una serie de acciones y recursos por parte del Estado en beneficio de habitantes de la zona serrana de la entidad.

Ante sacerdotes, académicos e integrantes de la sociedad civil de la región noroeste de la entidad, dio a conocer el trabajo que desarrollan las distintas secretarías estatales en los rubros de seguridad, salud, educación y desarrollo social.

PUBLICIDAD

La gobernadora insistió en que las reuniones se llevarán a cabo mes con mes y que el Estado estará presente en la zona en todo momento.

“Es una tarea permanente lo que hacemos por nuestros hermanos indígenas”, dijo. 

El encuentro tuvo lugar en el Salón Sacramento, del Palacio de Gobierno, como parte de la segunda reunión de la Mesa de Diálogo Social “Justicia y Reconciliación”, en la cual se anunciaron acciones a corto, mediano y largo plazo, con candados para que las siguientes administraciones le den seguimiento al programa.

En la reunión se dijo que se trata de resolver necesidades imperantes con urgencia, pero, al mismo tiempo, combatir las causas para erradicar los problemas de raíz.

Como el primer mecanismo de solución de conflictos, se reforzarán los sistemas normativos tradicionales para combatir la impunidad, garantizar un intérprete o traductor en las audiencias.

También se buscará concretar acuerdos y compromisos con las comunidades para una vigilancia constante, se atenderán problemas de adicciones y salud con pertinencia cultural, previa consulta.

Habrá mecanismos para promover y facilitar la denuncia de los delitos, impulsar el proceso de diálogo con las comunidades, el clero y mesas de gobernanza.

Destaca la creación de un programa permanente de revisión de expedientes de la población indígena que se encuentra presa.

Por parte de la Diócesis de la Tarahumara, acudieron a la reunión monseñor Juan Manuel González Sandoval y el obispo de la Diócesis de la Tarahumara, Gabriel Parga Terrazas. Además, estuvieron presentes Gilberto Loya, secretario de Seguridad Pública; Felipe Sandoval Magallanes, secretario de Salud, entre otros. 

Al término de la reunión, monseñor González Sandoval manifestó su preocupación por la escasa presencia de cuerpos de seguridad en la zona serrana, incluso de personal del Ejército. Además, refirió que existe incertidumbre porque no se ha logrado la detención de quien aparece como presunto responsable del homicidio de dos sacerdotes jesuitas y un civil hace tres meses. 

PUBLICIDAD

ENLACES PATROCINADOS

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

close
search