Estado

Familiares de ausentes

Piden crear Plan Integral en Materia de Desaparición

Fue una de las peticiones realizadas ante el Comité de las Naciones Unidas contra la Desaparición Forzada

Hérika Martínez Prado / El Diario de Juárez

miércoles, 24 noviembre 2021 | 06:00

Cortesía

Ciudad Juárez.— La creación de un Plan Integral en Materia de Desaparición, en colaboración con familiares de personas desaparecidas, organizaciones de la sociedad civil, comisiones de Derechos Humanos y organismos internacionales, a fin de que el estado de Chihuahua atienda de manera efectiva su obligación de prevenir, investigar y sancionar la desaparición de personas, fue una de las peticiones realizadas ante el Comité de las Naciones Unidas contra la Desaparición Forzada (CED, por sus siglas en inglés).

Organizaciones, colectivos y familias de víctimas se reunieron la tarde del martes durante cuatro horas con los representantes de la ONU, en la ciudad de Chihuahua, entre los que estuvieron madres de mujeres desaparecidas en Ciudad Juárez, integrantes del Colectivo de Familias Unidas por la Verdad y la Justicia, representantes del Centro de Derechos Humanos Paso del Norte (CDHPN) y del Centro para el Desarrollo Integral de la Mujer A.C. (Cedimac), y familiares de los 13 migrantes que fueron privados de la libertad el 25 de septiembre en el desierto de Chihuahua. 

México es el primer país que visita el Comité desde su creación, y lo hace en cumplimiento de su mandato en virtud de la Convención Internacional para la protección de todas las personas contra las desapariciones forzadas, y Chihuahua es uno de los 12 estados que visitará del 15 al 26 de noviembre.

El CDHPN y Colectivo de Familias Unidas por la Verdad y la Justicia, entregaron a los activistas internacionales una carta de “Solicitudes para la adecuada atención de la problemática de desaparición en el estado de Chihuahua, México”, en la que pide la creación del Plan Integral en Materia de Desaparición, además de que el Estado cree mecanismos independientes y efectivos para la denuncia de omisiones en las investigaciones del delito de desaparición.

Entre las peticiones también se encuentran que se garantice que los familiares y las organizaciones de la sociedad civil sean parte de los procesos de selección y evaluación de las autoridades encargadas de búsqueda e investigación, que el Estado permanentemente elabore diagnósticos para la evaluación de la situación de desaparición, y que las autoridades estatales reconozcan y respeten el papel indispensable de los colectivos de familiares de personas desaparecidas, así como se garantice su participación en todos los procesos de búsqueda e investigación de dicho delito.

Sobre las desapariciones cometidas por autoridades, los altos niveles de corrupción de las corporaciones policiacas han logrado que los casos donde la autoría recae en grupos de crimen organizado queden igualmente impunes. Un ejemplo es la zona conocida como el Valle de Juárez, en donde se tiene amplio conocimiento que grupos del crimen organizado gobiernan el territorio, mismo que por su fácil acceso a los Estados Unidos y por la permisibilidad de las autoridades estatales, es el escenario perfecto para la comisión de diversos delitos, como desapariciones, tráfico de drogas, secuestros, homicidios, tortura, tráfico de indocumentados e inhumación clandestina de cuerpos, agregó la organización. 

La Comisión Local de Búsqueda en Chihuahua depende de la Fiscalía General del Estado (FGE), por lo que las familias de las personas desaparecidas tienen una plena desconfianza en ella; igualmente, en el trabajo de servicios periciales de la entidad existe una subordinación al ministerio público, lo cual dificulta la búsqueda forense, ya que el ministerio público no ejerce de manera efectiva sus facultades, señaló. 

El CDHPN, también destacó ante Naciones Unidas que a pesar de que Ciudad Juárez desde años atrás venía reportando un alto flujo de migrantes y deportados, la pandemia por la Covid-19 provocó que esta frontera se convirtiera en un punto de concentración masiva de migrantes, principalmente provenientes de Centroamérica, quienes se han convertido en víctimas de secuestro, asaltos y homicidios.

Familiares del grupo de 12 migrantes que fueron privados de la libertad el pasado 25 de septiembre en el desierto entre Coyame del Sotol y Guadalupe, junto al hombre que los guiaba hacia Estados Unidos, también estuvieron presentes en la reunión, en la que pidieron al CED que intervenga para que ellas puedan participar en los rastreos. 

Yolanda Betancourt, madre de Janeth Paola Soto Betancourt, desaparecida el 23 de mayo del 2011 en Ciudad Juárez; Anita Cuéllar, madre de Jessica Ivonne Padilla Cuéllar, ausente desde el 7 de julio de 2011 y Luz del Carmen Flores, madre de Luz Angélica Mena Flores, desaparecida el 4 de agosto de 2008, también estuvieron presentes en la reunión que se llevó a cabo en la capital del estado. 

A través de una carta firmada por Cedimac, el Comité de Madres de Desaparecidos Políticos de Chihuahua, Familias Unidas por la Verdad y la Justicia, el Centro de Derechos Humanos de las Mujeres A.C. (CEDEHM) y Justicia Para Nuestras Hijas, se pidió a las autoridades que se realicen acciones de búsqueda efectivas, a tiempo, articuladas entre los diferentes niveles de gobierno, con sentido de urgencia y centradas en la presentación con vida.

close
search