Identificación de restos óseos hallados en Matamoros tardaría un mes

Las osamentas fueron localizadas en la presa Torreoncillos

De la Redacción
El Diario de Chihuahua
sábado, 23 febrero 2019 | 11:01
El Diario de Chihuahua

Chihuahua— Los restos óseos localizados en la mina de Torreoncitos, municipio de Matamoros, el pasado martes 19 de febrero, se encuentran en el área de antropología forense de la Fiscalía General del Estado –FGE- en Chihuahua a donde llegaron antier para ser objeto de una serie de exámenes encaminados a determinar la cantidad de individuos a quienes pudieran pertenecer dichas osamentas.
“En la primera observación pericial se establece que son cuatro, sin embargo, antropología forense tendrá que confirmar ese dato, individualizar, y lateralizar los restos”, señaló Yoselin Guzmán vocera de la Dirección de Servicios Periciales de la FGE.
Lo anterior, explicó, es como “armar una especie de rompecabezas” para saber de qué parte es cada hueso y con ello saber también cuántos individuos mínimamente son, si son humanos o animales, posible edad y otros detalles como fracturas, perforaciones, etc.
Posteriormente, dijo, los restos serán canalizados al área de genética para sacar el ADN proceso que duraría por lo menos un mes. Dicha tardanza, argumentó, obedece a que no se puede ingresar una gran cantidad de material para evitar contaminaciones.
“Es necesario ser muy cuidadoso porque puede darse una contaminación cruzada y se retrasa o pierde el trabajo”, apuntó.
Las osamentas fueron localizadas en la presa Torreoncillos ubicada en el municipio de Matamoros el martes pasado, luego de un rastreo realizado por elementos de la FGE en busca de indicios o personas que permanecen en calidad de ausentes, extraviadas o desaparecidas.