Estado

Han investigado 12 casos de pornografía infantil

Los casos indagados por la Fiscalía en su mayoría ocurrieron en las ciudades de Juárez y Delicias

Tomada de internet

Miguel Vargas
El Diario de Juárez

lunes, 12 octubre 2020 | 06:00

Ciudad Juárez— Con una estatura de 1.20 metros, delgada y con un peso que no supera los 35 kilos, carga en su cara de niña varios abusos sexuales a sus 13 años de edad. 

Isela –nombre ficticio– fue objeto de varias sesiones fotográficas y de videos orquestados por un pedófilo que en el año 2015 contó con el apoyo y aprobación de los padres de la menor, para que ese material fuera enviado a Guadalajara, en una red de pornografía infantil.

Actualmente tanto la madre como el padre biológico de Isela, identificados como Lorena Estela Cortinas y Ricardo Navarro Allende, purgan aquí una condena que les permitirá salir de la prisión en 2037, después de 20 años recluidos por el delito de trata, de acuerdo con archivos periodísticos.

Desde este sonado evento, la Fiscalía General del Estado informó que ha investigado 12 casos de pornografía infantil en el estado de Chihuahua en los últimos cuatro años, ocurridos en su mayoría en las ciudades de Juárez y Delicias, según respuesta a la solicitud de transparencia, 102852020, así como el último de los conocidos, donde Jaime Avelino M.O, está vinculado a proceso en la ciudad de Chihuahua por el mismo motivo.

El abuso contra Isela, inició cuando su padre reunía a sus tres hijos menores y a su esposa en un cuarto para ver películas de terror y pornográficas, dentro del domicilio de la abuela, entonces de 62 años –quien los denunció– ubicado cerca del Camino Real.

Según la abuela, el hombre paseaba desnudo por la cocina, que quedaba a un costado de ese cuarto, lo que comenzó a inquietarle, pero se preocupó más por el estado depresivo en que su hija Lorena cayó en unos cuantos meses. Sabía que Ricardo la tenía suprimida.

En una caja los padres de Isela guardaban al menos 40 películas diabólicas y pornográficas de VHS; el menor de los hijos, aseguró que de la televisión salían “cosas malas”, explicando una energía negativa que invadió el interior del domicilio.

Todo eso desencadenó una vinculación entre Ricardo y un hombre que entonces se identificó como Jorge Eloy Rentería, quien ofreció varias veces dinero a los padres de Isela para sostener relaciones sexuales con ella, mientras filmaban películas pornográficas.

La investigación que llevó a la detención de los padres en mayo del 2015, menciona que Isela fue alquilada durante al menos seis meses en el hotel Úrsula de las calles Francisco Villa y Callejón Unión, así como en la vivienda de Jorge Eloy en la colonia Fronteriza Alta.

A la fecha sigue prófugo el principal objetivo de esa red pornográfica, según se conoció en los tribunales de justicia.

Otros 12 expedientes similares se abrieron en la entidad por la Fiscalía General del Estado desde el 2016 a la fecha, donde las víctimas son hombres y mujeres menores de edad, informó la dependencia en la solicitud de transparencia.

En ciudad Delicias se documentaron dos casos en 2016 y otro más en 2017; en Ciudad Juárez se iniciaron otras tres carpetas, en los años 2017,2018 y 2019, según la dependencia.

En ciudad Cuauhtémoc se abrió una más en el año 2018; en Meoqui, una, en el 2016 y en ese mismo año una más en Nuevo Casas Grandes, según se informó por la Dirección de Estadística Criminal.

A estos eventos se suma el caso más reciente, donde la semana pasada fue vinculado a proceso penal, Jaime Avelino M.O, acusado de grabar videos pornográficos tras reclutar a varios adolescentes en la capital del estado.

mvargas@redaccion.diario.com.mx