string(57) "divide-nueva-forma--de-repartir-recursos-20190212-1477283"
Estado

Divide nueva forma de repartir recursos

Cruz Pérez Cuéllar aseguró que ahora el fondo minero federal llegará directamente a las personas beneficiarias

El Diario de Juárez
miércoles, 13 febrero 2019 | 06:00

Chihuahua— El senador de Morena por Chihuahua, Cruz Pérez Cuéllar, aseguró que ahora el fondo minero federal llegará directamente a las personas beneficiarias en los municipios y se le quita al Estado el control discrecional de esos recursos, al señalar que “en el camino se perdían antes muchos recursos y se quedaban en manos de amigos de los alcaldes”.

En contraste, el coordinador de diputados locales del PAN, Fernando Álvarez, consideró que es electorera la nueva estrategia del Gobierno federal acerca de ese fondo, mientras que el dirigente estatal del PRI, Omar Bazán, pidió el apoyo del Congreso del Estado para llamar al gobierno de AMLO a reconsiderar esa forma de distribución al señalar que se trata de una distribución “clientelar”. 

“El gobierno del estado de Chihuahua quiere que el gobierno federal le haga su trabajo”, expresó el senador Pérez Cuéllar tras la inconformidad del gobernador Javier Corral Jurado, y dijo que el mandatario debe trabajar con los recursos propios de la entidad. 

El fondo minero seguirá llegando al estado, pero será directamente a los beneficiarios a quienes se les entreguen los apoyos, además van a llegar con incrementos, aseguró. 

“Esta nueva política social del Gobierno federal a mí me parece muy correcta, porque en el camino se perdían muchos recursos o llegaban solo a los amigos de los alcaldes y a personas que no lo necesitaban, y ahora, de lo que se trata, es de que lleguen a los que verdaderamente lo necesitan”, apuntó. 

Mientras que el panista Fernando Álvarez indicó que con la nueva política se violenta la autonomía de los municipios y la soberanía de los estados, además de convertirlo en un programa meramente clientelar, expuso.

Explicó que el Fondo para el Desarrollo Regional Sustentable, conocido como Fondo Minero, es utilizado para la realización de proyectos de infraestructura social, como caminos, alumbrado público, pavimentación, rehabilitación de áreas públicas como parques, canchas, construcción de puentes, pozos y líneas de agua potable, reubicación de colectores y tubería de agua, entre otros.

Estas obras necesarias para las comunidades en donde se desarrollan actividades de minería, el año pasado superaron la cifra de 450 millones de pesos y, según los registros de la Secretaría de Innovación y Desarrollo Económico, el acumulado desde que fue creado ese fondo desde 2014 hasta al 2017, ha significado una inversión en obras por casi 790 mil millones de pesos.

Respecto a la controversia constitucional que presentará ante la Suprema Corte de Justicia de la Nación el gobernador Javier Corral y alcaldes de 20 municipios de Chihuahua, el coordinador de Acción Nacional refrendó su apoyo a esa acción jurídica. 

Por su parte, el diputado priista Omar Bazán sostuvo que el tiempo de las políticas clientelares ya pasó hace muchos años, y así se refirió a la estrategia del Gobierno federal acerca del fondo minero. 

Con la nueva disposición, la Secretaría de Economía federal señala que habrá recursos del Fondo Minero en los municipios “pero yo te voy a decir a quiénes y para qué irán etiquetados”, denunció Bazán Flores.

El Fondo para el Desarrollo de Zonas de Producción Minera, creado con la reforma fiscal de 2013, se obtiene de una tasa especial a las empresas mineras del 7.5 por ciento sobre sus utilidades, recordó el legislador del PRI.

La modificación en el articulado de la Ley de Ingresos de 2019 replantea su esquema de distribución y destaca que “la Secretaría de Economía deberá llevar a cabo las gestiones necesarias a fin de constituir en una institución de banca de desarrollo, en términos de lo dispuesto en la Ley Federal de Presupuesto y Responsabilidad Hacendaria, un vehículo financiero para administrar el Fondo para el Desarrollo de Zonas de Producción Minera a más tardar en el plazo de 90 días naturales a la entrada en vigor de la presente Ley.”

Omar Bazán sostuvo que derivado del cambio de dependencia encargada de su operación, hasta el momento hay incertidumbre por conocer las reglas bajo las cuales funcionará su distribución y entrega, por lo cual es importante “que se instruya a la Secretaría de Economía para que escuche a Estados y municipios, dada la importancia en la transparencia.