Estado

Congreso completará proceso de votación de propuesta corralista

Actualmente en Juárez existen 859 becados en la etapa de vinculación y 4 mil 032 listos para integrarse a algún centro de trabajo

Pável Juárez
El Diario de Juárez

martes, 23 junio 2020 | 06:00

Ciudad Juárez— Durante la contingencia sanitaria el registro de empresas al programa Jóvenes Construyendo el Futuro se incrementó hasta 600 por ciento en esta frontera, informó la encargada de la iniciativa gubernamental en el estado, Avril Gómez López.

“Pasamos de un promedio de 50 registros mensuales a pasar a 380 nuevos registros de abril a la fecha. El programa sí va a presentar un repunte porque se reforzó el programa con la intención de ayudar al sector privado para lo que se viene”, informó la funcionaria.

Ayer María Luisa Alcalde, titular de la Secretaría del Trabajo y Previsión Social (STPS), adelantó que durante la pandemia por Covid-19 el programa se incrementó en 83.3 por ciento a nivel nacional en su número de afiliados, al pasar de 46 mil 277 en marzo a 84 mil 844 en lo que va de junio.

La funcionaria consideró que este incremento se debe a que los jóvenes hayan perdido su empleo en ese período.

Al momento en Juárez existen 859 jóvenes en la etapa de vinculación y 4 mil 032 listos para integrarse a algún centro de trabajo; también se ofertan 2 mil 562 vacantes.

Desde marzo y durante los meses en que permaneció activa la contingencia sanitaria, los más de 10 mil beneficiarios del estado inscritos en él recibieron su beca mensual, a pesar de que su centro de trabajo haya parado operaciones.

Las becas de Jóvenes Construyendo el Futuro son gestionadas por la Secretaría del Trabajo y Previsión Social. El programa otorga un apoyo económico mensual de 3 mil 748 pesos, el cual se paga hasta por 12 meses. Además, los becarios reciben capacitación laboral durante el período en el que se encuentran en el programa. 

De acuerdo con cifras presentadas por el área de trabajo federal, entre marzo y hasta el 15 de junio pasado, las entidades más afectadas por la reducción de empleos y con más jóvenes que se vincularon a un centro de trabajo fue el Estado de México con 19 mil 774 nuevos aprendices.

Le siguió la Ciudad de México con 8 mil 641 inscripciones, Jalisco con 4 mil 872, Quintana Roo con 3 mil 237 y Nuevo León con mil 638 nuevos aprendices en capacitación.