PUBLICIDAD

Estado

Alistan mega audiencia de Aras

Presentarán 300 denuncias de accionistas ante el juez

Argelia Domínguez
El Diario de Chihuahua

lunes, 25 julio 2022 | 10:31

Juan Alanís/El Diario

PUBLICIDAD

Chihuahua, Chih.- Dentro de 10 días se realizará una nueva audiencia en contra de los socios fundadores de Aras Investment Business Group S.A.P.I. de C.V., en la cual se presentarán ante el juez las denuncias de 300 accionistas que acusaron a la empresa de fraude y asociación delictuosa luego de que invirtieron su dinero en supuestos proyectos de bienes raíces y metales, que les dejarían utilidades de hasta el 9 por ciento mensual.

La audiencia se celebrará el jueves 4 de agosto a las 9:00 horas en las salas penales del Centro de Justicia de la Ciudad de Chihuahua, en un formato de “audiencia masiva” que la Fiscalía General del Estado (FGE) pretende aplicar para desahogar la mayor cantidad de casos en el menor tiempo posible, sin saturar al Poder Judicial.

PUBLICIDAD

Aras cuenta con 4 mil 652 querellas por un monto aproximado de mil 300 millones de pesos, de las cuales se han judicializado 315, es decir, el 6.77 por ciento, pues en abril pasado fueron imputados y vinculados a proceso los socios fundadores Diana Ivonne C.P., Óscar Gonzalo H.M. y Sergio Armando G.C., a quienes se les acusó de los delitos ya mencionados en perjuicio de 15 personas a las que se les causó un daño 14 millones 797 mil 250 pesos y 5 mil dólares, dentro de la causa penal 720/2022 

Los tres accionistas originarios fueron detenidos el 5 de abril en operativos de la Agencia Estatal de Investigación. Diana Ivonne fue asegurada en su vivienda donde se encontraba recuperándose tras dar a luz, por lo que no fue traslada al Cereso. Mientras Sergio Armado fue aprehendido en la ciudad de Querétaro y Óscar Gonzalo en Ciudad Juárez cuando pretendía cruzar por el puente internacional de Santa Teresa.

Todos ellos contaban con órdenes de aprehensión del 19 de marzo, al igual que otros tres socios fundadores Andrea Rocío Estrada Caldera, José Alejandro Rodríguez Salcido y Armando Gutiérrez Rosas, identificado como CEO de la moral, quienes cuentan con amparos de la justicia federal para no ser detenidos.

A Diana y Sergio se les formuló imputación desde el 7 de abril, mientras que Óscar Gonzalo, que fue presentado ese mismo día ante el tribunal, tuvo que ser citado nuevamente a comparecer hasta el 26 del mismo mes, ya que su defensa hizo válida la suspensión provisional que le otorgó la jueza Primera de Distrito, Flor Berenice Gómez Peinado, horas antes de ser asegurado.

Fue el juez de control Humberto Chávez Allende quien encabezó las audiencias en contra de los tres imputados y quien determinó que la agente del Ministerio Público, Araceli Chávez, encargada de la Unidad de Delitos Patrimoniales de la Fiscalía Zona Centro, presentó elementos de prueba suficientes para establecer que los imputados constituyeron la empresa Aras el 8 de noviembre de 2019 para captar recursos con la falsa impresión de que hacían inversiones.  

El fraude fue realizado mediante un esquema Ponzi con el que, a decir de las víctimas, se vieron afectadas 18 mil personas que fueron atraídas con la falsa promesa de que recibirían altos rendimientos de forma cien por ciento garantizada, gracias a la realización de inversiones “en negocios sumamente prósperos que solamente ellos conocían”.

El juzgador coincidió en que los indiciados, junto a Armando Gutiérrez, utilizaron publicidad persuasiva y engañosa, oficinas y vehículos ostentosos, manipulación de contratos y empresas y la utilización de consultores y asesores allegados a las víctimas para invitarlas a invertir.

Entre las formas de persuasión se enunciaron la promoción en foros en los que participaron políticos como Felipe Calderón y Enrique de la Madrid, y personalidades como Yordi Rosado y Marco Antonio Regil. Patrocinó a los equipos deportivos Necaxa, Xolos y Mineros de Parral y promovió conciertos de artistas como Mijares y Emmanuel. 

Aras también se respaldó en la mina La Morita, ubicada en el ejido Sabinales, municipio de Ascensión, cuyos permisos y concesiones pertenecían al representante legal de la empresa Camex Mining Company S.A. de C.V., lo cual fue confirmado por Eduardo Flores Magón y López, director general de Minas, quien encontró dichos títulos en el Registro Público de Minería y Derechos Mineros pero con estatus de cancelados.

Asimismo, la promotora de inversión recurrió en un complejo habitacional en Isla Mujeres conocido como “La Diosa” y un parque ecoturístico en Puebla, de los que no era propietario, para atraer clientes.

Diversos testigos que trabajaban en la empresa declararon que se les hablaba constantemente de dichos proyectos, pero al solicitar información ellos o sobre los cambios que se realizaban dentro de Aras, siempre recibían negativas con el argumento de que eran asuntos confidenciales a los que sólo tenía acceso el “equipo secreto” de Armando Gutiérrez. 

Aunado a los procesos penales, Aras enfrenta 986 demandas por las vías civil y mercantil. De acuerdo con los abogados de la empresa se les han notificado cerca de 200, en las cuales han promovido incidentes criminales para denunciar a los socios del delito de usura por exigir intereses excesivos.

La FGE mantiene 107 bienes inmuebles relacionados con Aras, los cuales tienen un valor cercano a los 500 millones de pesos. Además, logró obtener una alerta migratoria por parte del Instituto Nacional de Migtración (INM) así como una ficha roja de la Interpol para que el exCEO de la empresa sea buscado por corporaciones de 194 países.

PUBLICIDAD

ENLACES PATROCINADOS

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

close
search