Espectáculos

Estrenan, pero con reserva

Habrá escasa presencia de películas nacionales esta temporada

Mauricio Ángel
Agencia Reforma

domingo, 13 junio 2021 | 06:43

Superhéroes, franquicias de terror y acción, como la protagonizada por Dominic Toretto (Vin Diesel) al volante, y el regreso de Disney a los cines mexicanos en reapertura dominarán el verano. En contraste, habrá escasa presencia de películas nacionales.

Los grandes estudios han empezado a atraer espectadores, como demuestra que en su primer fin de semana Cruella fue el filme más visto al llevar a salas a 701 mil personas y recaudar 51 millones de pesos, de acuerdo con la Cámara Nacional de la Industria Cinematográfica (Canacine).

Además de la recién estrenada El Conjuro 3: El Diablo me Obligó a Hacerlo, las próximas semanas se sumarán títulos como Rápidos y Furiosos 9, Black Widow, Duro de Cuidar 2 y el musical En el Barrio, de Lin-Manuel Miranda.

Contra esos títulos se medirán los dos estrenos mexicanos a la vista, Los Lobos, dirigida por Samuel Kishi, recién estrenada, y Cosas Imposibles, de Ernesto Contreras, que sale el 17 de junio.

Toparse con gigantes y la baja oferta nacional durante la temporada no sorprende a ambos directores, laureados en festivales y que, a diferencia de otros momentos donde títulos hollywoodenses acaparan la pantalla, se sienten optimistas.

"Vamos a empezar a sentir los efectos de lo que pasó en 2020, y, como director, creo que hay que ser pacientes porque hay una larga lista de películas esperando llegar a nuestros cines.

"Confío en que hay circunstancias que harán que sea positivo. El chiste es que ahora sí podemos regresar al ritual cinematográfico de las salas: es cuestión de confiar en que la gente sabrá que está bien ver un blockbuster y también nuestras películas", destaca Contreras, en entrevista.

Cuando el realizador estrenó Sueño en Otro Idioma, en 2018, su largometraje apenas estaba en una sala mientras prácticamente todas las demás proyectaban Avengers: Infinity War, la película más vista en México ese año, según la Canacine.

Hoy, los directores incluso toman como algo favorable los grandes estrenos, pues son aliados para la misión de reactivar los cines durante la pandemia.

"En un inicio tenía un poco de miedo porque salimos con Un Lugar en Silencio: Parte II y es una gran producción, que está haciendo muchísimo ruido. Todavía va a estar Cruella en cartelera, pero lo hablaba con los distribuidores y les parecía buenísimo.

"Todos empiezan a estrenar, y estar con esas películas atrae más gente al cine. El chiste es que la gente vaya saliendo, después harán su elección. Por eso estratégicamente nos empezamos a mover con la promoción de la película por redes", dice Kishi.

Ambos cineastas, invitados frecuentes en premiaciones internacionales, han optado por comunicar al público que sus cintas son historias con las que pueden conectar.

Cosas Imposibles sigue la improbable amistad de un joven y una mujer de la tercera edad que acaba de enviudar, mientras que Kishi narró la conformación de un hogar inspirado en los recuerdos de infancia cuando migró a Estados Unidos con su madre y su hermano menor.

"A veces, como realizadores, vivimos en una pequeña burbuja por los festivales que nos abrazan y el público especializado, pero nos faltan puentes con el gran público, al que debemos volver y hacerle saber que nuestro cine es cada día más diverso.

"El cine mexicano tiene distintas temáticas, lenguajes y narrativas. Compartirlo es uno de los retos, pero no somos derrotistas en que otros títulos van a acaparar, al contrario, estamos pensando en hacer ruido", agrega Kishi.

Los dos ven incluso como un punto positivo no competir entre sí estas semanas y piensan abrirle paso a otros filmes nacionales para que se atrevan a estrenar, pese a la incertidumbre.

"Cuando Sueño..., pasó que había una película en todas las salas, y a quien no se le antojara, tenía otra opción y entraba a verla; además, se recomendó mucho por la gente, eso puede pasar otra vez.

"Vienen cosas de calidad, como Sin Señas Particulares y otras muy interesantes, no son tantas por los efectos de la pandemia, pero hay que darle oportunidad a nuestra producción y dejarnos sorprender", afirma Contreras.

Las cartas comerciales de México

Videocine, la distribuidora de filmes mexicanos taquilleros como No Manches Frida y No se Aceptan Devoluciones, tiene en su calendario tentativo sólo un estreno por mes, con excepción de diciembre, cuando lanzaría dos películas:

17 de junio: Cosas Imposibles

15 de julio: El Mesero

20 de agosto: Un Rescate de Huevitos

3 de septiembre: Me Casé con un Idiota

8 de octubre: ¿Y Cómo Es Él?

18 de noviembre: Las Leyendas, El Origen

3 de diciembre: Miss Granny

31 de diciembre: El Vestido de la Novia

close
search