Espectáculos

Documentan el drama

Netlfix recreará la historia de Rick Singer, autor intelectual de sobornar universidades para ingresar a los hijos de estrellas como Felicity Huffman y Lori Loughlin

De la Redacción

martes, 23 febrero 2021 | 06:00

Los Angeles — Un documental de Netflix recreará por medio de actores las intervenciones telefónicas que hizo el FBI para contar la historia de Rick Singer, el hombre en el centro del escándalo de sobornos a universidades que envió a las actrices Felicity Huffman, Lori Loughlin y otros padres prominentes a prisión.

El documental, titulado como la operación del FBI que expuso el escándalo, no se enfocará en las celebridades condenadas sino en cómo Singer las convenció a ellas y muchos otros clientes adinerados a hacer trampa para que sus hijos ingresaran a universidades elitistas. Netflix dijo en su anuncio que el documental usará “una combinación innovadora de entrevistas y recreaciones narrativas de las conversaciones grabadas por el FBI entre Singer y sus clientes”.

El documental es realizado por los cineastas Chris Smith y Jon Karmen, cuyos créditos incluyen un documental de Netflix sobre el festival Fyre y Tiger King.

El actor Matthew Modine interpretará a Singer, el autor intelectual de la operación que dio un giro y comenzó a colaborar con los investigadores grabando en secreto sus conversaciones con padres y entrenadores.

Más de 50 personas fueron acusadas en el escándalo en el que los padres pagaron para que alguien hiciera trampa en los exámenes de admisión de sus hijos o los presentaran como deportistas estelares de deportes que no practicaban.

Singer se declaró culpable de asociación delictiva y se espera que declare en los juicios de los acusados. Él no ha sido sentenciado.

(Con información de AP)

Para verlo

Netflix

Operation Varsity Blues

17 de marzo.

Salda su delito

Lori Loughlin debe completar sus horas de servicio comunitario esta semana, ya que además de una multa y dos meses de prisión, fueron parte de su sentencia por su papel en el escándalo de admisiones a la universidad.

Ella ha estado trabajando con niños que tienen problemas de aprendizaje y lo ha encontrado muy satisfactorio", dijo una fuente anónima al tabloide, mientras que otra agregó, que la actriz estaba haciendo un pequeño servicio adicional para el Proyecto Angel Food.

Ella, junto con su esposo Mossimo Giannulli, pagaron 500 mil dólares para que sus hijas ingresaran a la Universidad del Sur de California; se declararon culpables el pasado mes de mayo, y ahora están casi al otro lado (está previsto que Giannulli salga de la cárcel en abril). Este marzo se cumplirán dos años desde que los federales arrestaron a Loughlin, y ella pasará el aniversario habiendo hecho todo lo que le pidieron, al menos los tribunales.