El Paso

Sin pistas de asesinos a 31 años de la masacre en Las Cruces

Premisa de documental sobre el mayor crimen en Doña Ana permanece vigente

Archivo / El edificio fue derribado hace años

Staff / El Diario de El Paso

martes, 09 febrero 2021 | 06:00

El 10 de febrero de 2021 se cumplen 31 años del atroz tiroteo de cuatro niños y tres adultos en un boliche de Las Cruces, lo cual provocó la muerte de cinco víctimas.

La masacre representa el mayor tiroteo masivo sin resolver en la nación en la actualidad. Un sábado, dos asesinos desconocidos irrumpieron en el centro de diversiones de Las Cruces y dispararon a siete personas ­–cuatro niños y tres adultos–en la nuca, matando a cuatro. Una quinta persona moriría en 1999 por complicaciones.

Hace varios años, cuando apenas se cumplió el 20 aniversario, el cineasta neoyorkino avecindado en El Paso, Charlie Minn, dirigió una película titulada “A Nightmare in Las Cruces” (“Una pesadilla en Las Cruces”), la cual vendió a la compañía Lionsgate para su distribución mundial.

Ahora, el documental se reestrenará, por lo menos durante una semana, en los cines de Bassett Place Mall este 10 de febrero, en un intento por resolver el tiroteo masivo, del cual no se han encontrado siquiera pistas que lleven a los asesinos.

“Cada vez que se reproduce la película, empiezan a aparecer pistas. En otras palabras, la película tiene que reproducirse. Mientras yo esté vivo, puedo garantizarles que la película se relanzará el 10 de febrero para ayudar a aumentar las pistas. Pueden contar con ello”, aseguró Minn en entrevista con El Diario.

“No quiero insultar a los lectores y seguir diciendo lo mismo año tras año. Si alguien tiene alguna idea, hágamelo saber. Cada año se tiene la misma discusión sobre este caso sin resolver, lo cual no debería ser así”, dijo Minn.

 Crónica de la tragedia

Alrededor de las 8:30 a.m. del sábado 10 de febrero de 1990, la Policía fue enviada a lo que entonces se conocía como Las Cruces Bowl, en el 1201 E. Amador Ave., donde los cuatro niños y tres adultos fueron encontrados acribillados.

Una vez dentro del local, los agentes encontraron a tres víctimas ya muertas: Steven Terán, de 26 años; su hija Paula Holguín, de 6 años, y Amy Hauser, de 13 años. La hija de dos años de Steven Terán, Valerie, fue trasladada de urgencia a un hospital local, pero murió poco después de su llegada.

Durante el tiroteo resultaron heridas Melissia Repass, de 12 años, su madre Stephanie Senac, de 34, e Ida Holguín, de 33, que no era pariente de Paula. Fueron transportadas a hospitales de la zona y sobrevivieron. Sin embargo, Senac murió varios años después por complicaciones relacionadas con sus heridas.

Melissia Repass, una niña de 12 años que sufrió múltiples heridas de bala, es la víctima que llamó heroicamente al 911 para alertar a las autoridades sobre el crimen.

Crime Stoppers del Condado de Las Cruces-Doña Ana continúa ofreciendo una recompensa en efectivo de 25 mil dólares por información que ayude a resolver este crimen.

“Me pregunto cómo es posible que esta tragedia no se resuelva. Dígame usted. ¿Cuándo ha oído hablar de un tiroteo masivo sin resolver antes? Es patético”, señaló Charlie Minn.

El cineasta, especializado en temas fronterizos, estará en los cines de Bassett del 10 hasta el 15 de febrero. Ahí responderá preguntas sobre la película después de cada proyección.