El Paso

Revelan a pasantes dónde realizarán su residencia médica

Match Day en Escuela de Medicina Paul L. Foster

De la Redacción
El Diario de El Paso
domingo, 17 marzo 2019 | 06:00
Cortesía

Después de cuatro arduos años estudiando la profesión de galeno, 99 estudiantes de la Escuela de Medicina Paul L. Foster (PLFSOM) se enteraron el viernes en qué lugares del país realizarán sus prácticas de residencia médica.
La generación 2019 incluyó un récord de 16 estudiantes de Medicina que realizarán su residencia en El Paso. Los residentes a menudo permanecen en la región en la que recibieron su capacitación, por lo que se considera como una buena señal, con respecto a la misión de la PLFSOM, de aumentar el número de médicos practicantes en la región de El Paso.
El viernes se realizó a nivel nacional la ceremonia del Día del Emparejamiento (Match Day). Miles de estudiantes de Medicina graduados de todo el país tuvieron ceremonias similares, abriendo simultáneamente sus sobres para averiguar dónde recibirán su entrenamiento de especialización.
Jesús Guzmán  recibió con emoción la noticia de que realizará su residencia en El Paso. Guzmán creció en el Segundo Barrio, se graduó de Bowie High School y ahora tendrá su entrenamiento en Medicina Interna en el Centro de Ciencias de la Salud de Texas Tech University en El Paso, a unas cuadras del lugar en que se crió.
“Mi familia estaba muy nerviosa porque todos estábamos deseando y rezando para que me quedara en El Paso”, dijo Guzmán. “Estamos muy bendecidos. No podríamos haber pedido nada mejor”.
Guzmán no había considerado una carrera en Medicina hasta un encuentro casual después de graduarse con una licenciatura en contabilidad de la Universidad de Texas en El Paso. Comenzó a trabajar en el Memorial Nacional de Chamizal en El Paso y fue testigo de la Ceremonia Inaugural de la “Bata Blanca” de PLFSOM en el Teatro Chamizal. El evento da la bienvenida a los estudiantes de primer año de Medicina a la profesión al vestirlos con sus primeras batas blancas.
“Me sentí muy inspirado por la ceremonia y por lo que significaba el campo de la Medicina; supe entonces que eso es lo que quería hacer por el resto de mi vida”, dijo Guzmán. “Ahora puedo ser residente aquí y ayudar a la comunidad donde crecí”, agregó.
Jake Wilson, presidente de la Generación 2019 de la PLFSOM, pronosticó correctamente antes de la ceremonia del Día de Partido que habría muchos estudiantes en El Paso. Wilson fue asignado al Hospital Shands de la Universidad de Florida en Gainesville, Florida, donde se especializará en Medicina Interna.
“Éste será un año muy interesante, porque creo que vamos a tener más personas que se quedarán en El Paso”, dijo Wilson. “Más personas quieren quedarse, o al menos regresar a El Paso, porque nos hemos enamorado de El Paso. Independientemente de dónde terminemos, tomamos lo que aprendimos en El Paso y lo difundimos por todo el país, y eventualmente creo que lo vamos a devolver. Esta generación realmente ha abrazado a los pacientes y la comunidad de El Paso. Realmente nos ha encantado estar aquí”.
Roberto Solís y Roxana Mohhebali están comprometidos, y ambos se graduaron en la generación 2019. Por lo tanto, estaban encantados de que ambos fueron asignados al Centro Médico Davis-Universidad de California en Sacramento, California. Solis se capacitará en otorrinolaringología y Mohhebali en obstetricia-ginecología.
“Estamos muy emocionados”, dijo Solís. “Había mucha ansiedad y nerviosismo, porque lo desconocido daba miedo, pero ahora estamos muy, muy felices”.
Paul L. Foster, empresario de El Paso, asistió a la ceremonia por primera vez el viernes y luego almorzó con 22 becarios que fueron asignados a residencias. Foster donó $50 millones para ayudar a crear la PLFSOM, y su donación también ha financiado la matrícula de más de 140 estudiantes de Medicina, conocidos como Foster Scholars (Becarios Foster).
Este año, la Escuela de Medicina, que egresó su primera generación en julio de 2009, celebra su décimo aniversario.
El Match Day se produce después de que los estudiantes hayan pasado los últimos seis meses enviando solicitudes a programas de residencias, realizando entrevistas y decidiendo el orden en el que se clasificarán los programas con los que esperan ser aceptados, dijo el doctor Herb Janssen, decano asociado interino de asuntos estudiantiles.
“Aunque los momentos previos a las 10 a.m. en el Día del Emparejamiento pueden estar llenos de tensión, los momentos posteriores suelen estar llenos de alegría”, dijo Janssen. “Siempre es emocionante saber a dónde irán nuestros estudiantes para continuar sus carreras”, concluyó.