El Paso

Recibe albergue en EP a cientos de haitianos

Provienen de los campamentos a orillas del río Bravo, entre Ciudad Acuña, México, y Del Río, Texas

Ivanna Leos
El Diario de El Paso

lunes, 27 septiembre 2021 | 15:06

Cortesía | Los migrantes a su llegada al albergue

El Paso— Desde el jueves, Casa Anunciación, un grupo de defensa de inmigrantes que coordina una red de refugios temporales en el área de El Paso y Las Cruces, ha recibido a más de mil 200 migrantes provenientes de los campamentos a orillas del río Bravo, entre Ciudad Acuña, México, y Del Río, Texas, donde permanecieron por una semana, anunció Rubén García, director de la organización. 

De acuerdo con García, Casa Anunciación recibió una llamada del Servicio de Inmigración y Control de Aduanas (ICE) y de la Patrulla Fronteriza par informarles que los miles de migrantes serían removidos de sus campamentos debajo del río.

“Nos llamaron para preguntarnos si podríamos ofrecerles albergue. Desde el jueves un número mil 203 refugiados ha llegado a los diferentes albergues de Casa Anunciación”, dijo García. 

“No habíamos tenido noticias hasta que los comenzamos a recibir. Y así ha continuado jueves, viernes, sábado y domingo”, añadió.  

El director de la organización aseguró que 798 migrantes provienen de Haití; 144 de chile; 43 de Brasil; 26 de cuba; 23 Venezuela y 169 de diferentes países como Ecuador, República Dominicana, Turquía, Nicaragua, Guatemala, incluso, uno originario de Francia. 

García explicó que el perfil de los migrantes es igual al que se vio en la oleada que se vivió en 2014 donde miles de migrantes, de diferentes nacionalidades, llegaron a esta frontera. 

“Este perfil es principalmente de familias. Hay algunos individuos solteros, pero la mayoría son miembros de familia que tienen patrocinadores en los Estados Unidos ya sea un hermano, tío, papá, mamá, amistades (…) y que tienen los recursos para comprarles los pasajes”, comentó.

El director de Casa Anunciación, aclaró que los migrantes solamente “se quedan de 24 a 48 horas”, y así sucede en toda la red de albergues que son parte de la red de Casa Anunciación. 

Explicó también que no todos los albergues pueden recibir cada día, así que el cupo cambia.

“El día más difícil fue el viernes cuando llegaron 500 personas. Si tuviéramos tiempo podríamos recibir más, el problema es que no hay aviso anticipado”, dijo.  

“Los refugios dependen de los voluntarios y debemos reclutarlos. Es muy difícil. Esta mañana recibí una noticia de que íbamos a recibir 325, pero ayer por la noche no lo sabía”, comentó García.

close
search