El Paso

Por DWI, detiene policía de El Paso al empresario Billy Abraham

Vendió sus propiedades para pagar deuda con hijo de Juan Gabriel

Sabrina Zuniga
El Diario de El Paso

miércoles, 29 enero 2020 | 17:32

El empresario William D. “Billy” Abraham fue detenido por la Policía de El Paso (EPPD) por presuntamente manejar ebrio el miércoles al mediodía en el Centro de El Paso.

Abraham, quien enfrentó una demanda por parte de los herederos de Juan Gabriel por no pagarle un concierto –realizado en UTEP– al cantautor juarense, debió vender gran parte de sus propiedades en el Centro para pagar sus deudas.

Por si fuera poco, la semana pasada fue sentenciado a diez años de libertad condicional y a pagar una multa por un caso judicial separado por fraude. Se desconoce cómo pueda afectarle la detención por DWI para esta sentencia.

Este miércoles EPPD paró a Abraham tras estacionar su vehículo en sentido contrario y subirse a la banqueta en el área de Union Plaza, en las inmediaciones de la estación de trenes.

De acuerdo con vecinos del lugar, le fue encontrada arriba del capacete del auto una botella con un líquido desconocido.

Abraham fue esposado y subido a la parte trasera de una patrulla, luego que se presentaran en la escena más de diez agentes de EPPD.

En 2015, el empresario fue sentenciado a pasar dos años en la cárcel por no prestar ayuda a un indigente –Jay Grady–, después de haberlo atropellado mientras conducía ebrio en la Paisano –en el Centro– el 21 de julio de 2010.

En julio de 2013, fue declarado no culpable de homicidio imprudencial bajo estado de ebriedad por la muerte de Grady.

Recién sentenciado

El pasado 16 de enero, Abraham fue sentenciado a 10 años de libertad condicional y una multa por 5 mi doláres, luego de que se le acusara de manipulación de evidencia física, soborno a testigos y fraude, de acuerdo con documentos de corte en poder de El Diario de El Paso.

La sentencia fue impuesta en la Corte 409 del Condado de El Paso por el juez Sam Medrano.

El documento establece que la ofensa ocurrió el 12 de mayo del 2017, siendo un delito de segundo frado y del cual se declaró culpable.

Ese mismo año, el empresario se enfrentaba a diez cargos por delitos graves, de los cuales, se declaró culpable por manipulación de testigos y de evidencia física, los demás cargos fueron desestimados.

La manipulación de evidencia fue referente a las condiciones en las que se encontraba el elevador del Edificio Toltec del Centro de El Paso, mismo que, según los documentos, estaba en condiciones no aptas para su funcionamiento y seguía en servicio.

“El acusado –William David Abraham- con la intención de evitar hizo una declaración falsa bajo juramento, alegando que Cromwell Morgan le dijo al acusado que el elevador del Edificio Toltec habían sido puesto fuera de servicio”, se lee en el documento.

Abraham fue arrestado en septiembre de 2019 con una fianza por 200 mil dólares por no comparecer en una audiencia de Estado sobre los 10 cargos por delitos graves de los que era acusado.

Otra de las acusaciones es la de manipular a los testigos, ya que se demostró que Abraham sobornó a una persona que se hacia cargo de las reparaciones, al pedirle que no se presentara a corte para rendir declaración.

“El acusado envió un mensaje de texto al reparador y le dijo que no atendiera la llamada del juez”, señala.

Propiedades incautadas, subastadas; deudas y multas

Abraham cuenta con un largo historial en la ciudad, ya que al ser propietario de varios edificios históricos y con significado de El Paso, se ha colocado en varias ocasiones en el ojo mediático. Los edificios bajo alguna vez en el poder de Abraham, incluyen el Edificio Stevens, el Edificio Kress, el Edificio American Furniture y el Edificio Haymon Krupp & Co., el edificio J.J. Newberry y el Toltec.

En el 2016, Abraham fue multado por 2.1 millones de dólares por no haber arreglado una serie de violaciones de construcción del edificio histórico, conocido como American Furniture, observadas desde el 2010. El Departamento de Planificación de la Ciudad recomendó multar al propietario del edificio por considerarse “inseguro”, “insalubre” y “peligroso” para la comunidad. Las multas impuestas por una serie de violaciones a códigos estándar de los inmuebles de la ciudad fueron por mil dólares diarios por un periodo de 2 mil 158 días, de acuerdo a los informes de la dependencia municipal.

En marzo del 2018, varias de sus propiedades fueron incautadas para poder saldar una deuda que tenía con Iván Aguilera, hijo del fallecido Juan Gabriel.

Documentos periodísticos señalan que un juez federal ordenó la venta de varias de sus entonces 29 propiedad para poder saldar la deuda de 1.03 millones de dólares.

En el 2018, once propiedades fueron incautadas por la Corte Federal de Bancarrotas del Distrito Oeste de Texas, esto luego de que Abraham se declarara en bancarrota en marzo del 2017.

Al hacerse la incautación, se recuperó 10 millones 530 mil dólares, monto que cubrió y superó la deuda del empresario, misma que se estimó en 9.3 millones de dólares.