El Paso
Aporta su conocimiento

Participa en diseño de sensor portátil para detectar cáncer de próstata

Investigadora de UTEP se unió a equipo multi-institucional para desarrollar un detector miniaturizado que puede imitar una nariz y cerebro caninos para obtener pruebas fáciles, económicas y confiables

Cortesía / La doctora Wen-Yee Lee, se unió a un equipo de investigadores y prestó su experiencia en el área del análisis químico de orina para avanzar en el estudio

De la Redacción / El Diario de El Paso

domingo, 28 marzo 2021 | 06:00

La investigación llevada a cabo en la Universidad de Texas en El Paso (UTEP) por la doctora Wen-Yee Lee está ayudando a allanar el camino para los avances en los métodos de detección temprana del cáncer de próstata, una de las principales causas de muerte por cáncer entre los hombres, según la Sociedad Americana del Cáncer.

La profesora asociada de Química y Bioquímica de UTEP fue invitada a unirse a un equipo de investigadores del Instituto Tecnológico de Massachusetts (MIT), la Universidad Johns Hopkins, Perros de Detección Médica en Milton Keynes, Reino Unido, el Grupo de Polímeros de Cambridge, la Fundación del Cáncer de Próstata, Imagination Engines y la Universidad de Harvard, para desarrollar un detector miniaturizado que puede imitar una nariz y un cerebro caninos, con una sensibilidad 200 veces mayor para detectar el contenido químico y microbiano de una muestra de aire, para ayudar a detectar el cáncer de próstata. El objetivo general es hacer que el dispositivo sea accesible a través de teléfonos celulares en el futuro.

Lee se unió al equipo multi-institucional y prestó su experiencia en el área del análisis químico de orina para avanzar en el estudio y satisfacer la necesidad de métodos de detección alternativos. El agudo sentido del olfato de los perros médicos entrenados se utiliza a menudo para ayudar a detectar varias enfermedades y dolencias, pero debido a problemas de entrenamiento, acceso y disponibilidad, resulta clave encontrar un método alternativo y confiable de detección.

“El avance de la medicina personalizada a través de tecnologías precisas y económicas en el punto de atención representa una frontera emocionante en la atención al paciente”, dijo el doctor Robert Kirken, decano de la Facultad de Ciencias de UTEP. “El trabajo reciente de la doctora Wen-Yee Lee y sus colegas es muy emocionante porque valida que es posible utilizar un enfoque de este tipo, incluso para enfermedades altamente complejas como el cáncer de próstata, que tienen pocos marcadores de enfermedad confiables. El desarrollo de dichas tecnologías, junto con la inteligencia artificial para el análisis, debería conducir a un diagnóstico temprano y mejor del cáncer, a un seguimiento del tratamiento y, en última instancia, a los resultados de los pacientes”.

Los hallazgos del equipo multi-institucional fueron publicados en la revista PLOS ONE. El estudio implicó el uso de perros entrenados profesionalmente y la herramienta de detección miniaturizada para buscar biomarcadores específicos en 50 muestras de orina que incluían tanto muestras positivas para cáncer de próstata como un grupo de control.

Usando inteligencia artificial, los investigadores compararon patrones de los dos grupos de muestras que podrían ayudar a los sensores artificiales a detectar la enfermedad. Descubrieron que el sistema de detección era muy comparable a la tasa de detección de los caninos y ambos tenían una tasa de precisión del 70 por ciento o más.

“Con este estudio hemos tenido un muy buen comienzo y continuamente intentaremos obtener más muestras para validar los resultados”, dijo Lee. “Espero que en el futuro podamos validar este estudio y obtener más datos para demostrar que somos capaces de utilizar un sensor portátil para detectar el cáncer. Se puede trasladar a un punto de atención y podemos llegar a la comunidad y a las personas que tienen dificultades para acceder a las pruebas de cáncer”.

La investigación en curso de Lee tiene como objetivo establecer métodos para la detección temprana del cáncer para poblaciones amplias de personas que tradicionalmente han tenido problemas con el acceso a los recursos de salud. 

Ella, junto con un equipo interdisciplinario de UTEP e investigadores médicos de otras instituciones, realizó importantes descubrimientos a través de un estudio colaborativo publicado en Clinical Genitourinary Cancer en 2019, que abordó la importante necesidad de establecer métodos simples, efectivos y sensibles para detectar el cáncer de próstata.

A través de ese estudio, los investigadores pudieron validar un modelo de detección no invasivo altamente efectivo con un 90% de precisión utilizando muestras de orina que son fácilmente accesibles a bajo costo.

“La detección temprana del cáncer es la clave para curar el cáncer. Si una persona puede detectar su cáncer a tiempo, la probabilidad de supervivencia es mucho mayor”, dijo Lee. 

“Usando el cáncer de próstata como punto de partida, realmente creo que usar la orina para detectar el cáncer puede ir más allá del cáncer de próstata para incluir otros tipos de cáncer. A través de esta prueba de concepto, podemos aplicar muestras de orina para la detección temprana de enfermedades en lugares que no tienen dispositivos médicos muy avanzados para ayudar realmente a la sociedad global”, agregó.