El Paso

Las Cruces: tirador mata a policía y después lo abaten

Otros agentes resultaron heridos en incidente sobre la I-10

Cortesía / Autoridades indagan qué detonó el tiroteo

Roberto Carrillo / El Diario de El Paso

viernes, 05 febrero 2021 | 06:00

Un agente de la Policía Estatal de Nuevo México (NMSP) murió, y otros oficiales resultaron heridos, después de una serie de tiroteos que ocurrieron en la Carretera Interestatal 10 (I-10), entre las ciudades de Deming y Las Cruces.

El presunto asesino del policía fue posteriormente abatido por elementos de NMSP, en un final de película para una jornada teñida de sangre.

Los hechos se suscitaron el jueves alrededor de las 12:30 del día, cuando en la marca 101 de la I-10, a la altura de Akela, Nuevo México, un elemento de Troopers marcó el alto a una camioneta pickup por un motivo vial.

El agente estatal fue sorprendido por el conductor de la camioneta, quien le disparó a quemarropa y huyó del lugar con dirección a la ciudad de Las Cruces.

Unidades de diferentes corporaciones policiacas emprendieron una intensa persecución del sospechoso, quien manejó cerca de 40 millas hasta llegar cerca de la intersección de Motel Avenue y Mesilla Avenue donde se suscitó un nuevo tiroteo.

Un video grabado por un testigo en el lugar reveló los momentos finales de la persecución, el nutrido intercambio de disparos, así como la forma en que el agresor es abatido. 

Las imágenes muestran cómo una unidad policiaca impactó por detrás a la camioneta del sospechoso, con lo que se forzó que detuviera su marcha, sin embargo, el sujeto saltó rápidamente de su vehículo y accionó una arma corta en contra de los oficiales.

Información preliminar detallaba que varios oficiales habían sido heridos en la segunda balacera, pero el Departamento de Policía de Las Cruces informó que solamente uno de sus agentes había sido transportado al University Medical Center de El Paso, donde al cierre de la edición se le reportaba estable de heridas que no ponían en riesgo su vida.

Aunque la Policía Estatal de Nuevo México no ha identificado al agente caído en el cumplimiento de su deber, en redes sociales se multiplicaron las condolencias por el deceso del oficial Jarrot, incluso con fotografías, aunque dicha información no ha sido verificada oficialmente.

Los hechos de sangre causaron que varias secciones de la I-10 fueran cerradas a la circulación, con el fin de que los peritos investigadores recabaran evidencias.

Aunque la tarde del jueves la Motel Avenue había sido abierta a la circulación, la I-10 aún mostraba afectaciones a la circulación debido a cierres necesarios para el curso de las indagatorias.

Este el tercer incidente con armas de fuego en que se ven involucrados agentes policiacos en la región Sureste de Nuevo México, dentro de las jurisdicciones del Condado de Luna y del Condado de Doña Ana.

Sin embargo, este es el primer tiroteo fatal desde 1991 contra un oficial de la Policía Estatal de Nuevo México.

El oficial Glen Huber fue asesinado mientras intentaba cumplir una orden de restricción, en una agresión directa contra el agente caído en el cumplimiento del deber.

Michelle Lujan Grisham, gobernadora de Nuevo México, decretó que las banderas en oficinas de Gobierno estarían izadas a media asta este viernes, para honrar al oficial caído en el cumplimiento de su deber.

“Estoy consternada, desconsolada y enfurecida por la pérdida de este servidor público”, dijo Grisham. “Estoy orando por el oficial local que también recibió un disparo y resultó herido”, agregó la gobernadora Lujan Grisham.

La gobernadora no aportó más detalles sobre los hechos. La investigación conjunta la realizan la Oficina del Sheriff de Doña Ana, el Departamento de Policía de Las Cruces, así como la Policía Estatal de Nuevo México.

“Lo que sabemos ahora es que un agente de la ley de Nuevo México ha sido asesinado en el cumplimiento de su deber y estoy horrorizada mientras lloramos otra vida cortada, otra familia aplastada por la violencia sin sentido en nuestro estado”, sostuvo la gobernadora neomexiquense.

“El crimen violento es un flagelo en Nuevo México, y los hombres y mujeres que dan un paso al frente y se colocan la insignia para proteger a nuestras comunidades, luchan con todo lo que tenemos todos los días”, dijo.

Este tiroteo se produjo un día después de que un oficial de Policía de Las Cruces resultara herido mientras intentaba arrestar a un hombre que había sido detenido por exceso de velocidad y conducción errática.

Joel Orozco, de 28 años de edad, se negó a salir de su camioneta y se dio a la fuga, arrastrando a un oficial que había metido la mano dentro de la puerta abierta del vehículo para tratar de evitar que el sospechoso huyera.

Otro oficial reaccionó y disparó al menos una vez contra el vehículo de Orozco, que posteriormente se impactó y detuvo su marcha.

El sospechoso y dos pasajeros huyeron a pie al abandonar el vehículo, pero Orozco fue puesto bajo custodia y acusado de agresión agravada contra un oficial de Policía, entre otros cargos.

El oficial herido permanecía hospitalizado la tarde del jueves, recuperándose de una fractura en una de sus piernas.