El Paso

Lanzan nuevas pautas para Ley de Inmigración

Promete Mayorkas tomar en cuenta hechos y circunstancias de cada persona; activistas lo cuestionan

Ivanna Leos / El Diario de El Paso

sábado, 02 octubre 2021 | 06:00

Associated Press | Un niño duerme en brazos de una mujer a punto de abordar un autobús a San Antonio, luego de ser liberados al cruzar el río Texas, el pasado 21 de septiembre

Tras una serie de eventos migratorios y diversas críticas en torno a su postura, el secretario de Seguridad Nacional, Alejandro N. Mayorkas, anunció nuevas pautas para el cumplimiento de la ley de inmigración civil, e inmediatamente fueron cuestionadas por activistas y organizaciones defensoras de los derechos humanos en El Paso.

Según la administración de Biden, las nuevas reglas se enfocarán en mejorar los recursos del Departamento en la detención y expulsión de no ciudadanos que son una “amenaza para nuestra seguridad nacional, la seguridad pública y la seguridad fronteriza”, así como promover los intereses de la justicia asegurando una evaluación caso por caso de si una persona representa una amenaza.

“Por primera vez, nuestras pautas, en la búsqueda de la seguridad pública, requerirán una evaluación del individuo y tomarán en cuenta la totalidad de los hechos y circunstancias”, dijo el secretario Mayorkas. 

“Al ejercer esta discreción, nos guiamos por el conocimiento de que hay personas en nuestro país que han estado aquí durante generaciones y han contribuido al bienestar de nuestro país, incluidos aquellos que han estado en la primera línea de la batalla contra Covid, lideran las congregaciones de fe y enseñan a nuestros hijos. Mientras nos esforzamos por brindarles un camino hacia el estatus, no trabajaremos en conflicto gastando recursos buscando eliminar a aquellos que no representan una amenaza y, de hecho, fortalecer a nuestra nación”, añadió.

El anuncio se produjo poco después de que Biden fue enfrentado con numerosas críticas de sus aliados por apoyarse en un mandato de salud pública establecido por el entonces gobierno de Trump para expulsar de manera expedita a los migrantes detenidos en la frontera con México ya que, hace unas semanas su gobierno ha expulsado a cerca de 5 mil migrantes haitianos que ingresaron desde México hacia Del Río, Texas.

Fernando García, director de la Red Fronteriza por los Derechos Humanos (BNHR), dijo que el anuncio es bienvenido a pesar de que demoraron en llevarlo a cabo.

“Es un anuncio tardío pero necesario. Nos hubiera gustado que lo hubieran hecho desde el principio de la administración porque sí hubo, en estos últimos meses, una serie de arrestos y deportación de familias que quedaron separadas, entonces, desde luego que le damos la bienvenida y se le reconoce porque no tiene caso deportar a trabajadores agrícolas, trabajadores esenciales que mantienen la economía en este país, es contraproducente”, dijo García. 

El director de BNHR dijo que a pesar de ser un anuncio positivo aún quedan dudas sobre el manejo de las demás agencias migratorias.

“Creo que puede ser un problema. Una de ellas es: ¿qué tanto caso le van a hacer los agentes de ICE a estas nuevas órdenes y guías? No olvidemos que ya bajo la administración de Biden la Patrulla Fronteriza atacó directamente a los refugiados haitianos en Del Río”, comentó. 

“Entonces lo que vemos es que la administración todavía no tiene control de las agencias migratorias y fronterizas, entonces están fuera de control actuando por su propia cuenta”, añadió. 

García dijo que la administración ha demostrado que no cuenta con un plan para la situación migratoria actual. 

“No tienen un plan. Están mostrando que no hay un plan integral, que todavía se está respondiendo y reaccionando a las situaciones conforme pasan. Y eso lo habíamos advertido al principio de la administración, que tenían que actuar más rápidamente y hacer un plan de largo plazo”, explicó.

“Se reacciona a cómo va la dirección del viento. Puede ser problemático porque lo que pasó en Del Río no se suaviza con este anuncio y este anuncio no es para la frontera, es para las personas que están dentro de Estados Unidos, no para los que están cruzando la frontera”, insistió. 

Agregó que todavía hay muchas tareas y planes pendientes por resolver por esta administración. 

“Lo está haciendo muy lentamente, estos anuncios se debieron de haber hecho más temprano y se debe tener una estrategia más rápida para asegurar su aplicación a todos sus niveles, desde la gente de ICE hasta toda la estructura de las agencias”, dijo. 

“Seguimos empujando a que se creen mecanismos de rendición de cuentas de las agencias fronterizas y de ICE porque los anuncios solitos no lo van a lograr”, finalizó.

Según Mayorkas, las prioridades de ejecución para la detención y expulsión siguen centradas en los no ciudadanos que son una amenaza para nuestra seguridad nacional, la seguridad pública y la seguridad fronteriza. 

Pero las pautas son una ruptura con un enfoque categórico de aplicación. Requieren una evaluación del individuo y la totalidad de los hechos y circunstancias para garantizar que los recursos se concentren de manera más efectiva en aquellos que representan una amenaza. 

“También se reconoce que la mayoría de los más de 11 millones de no ciudadanos indocumentados o que no son ciudadanos de los Estados Unidos han sido miembros contribuyentes de nuestras comunidades en todo el país durante años”, se lee en el anuncio. 

La administración dijo que el hecho de que un individuo sea un no ciudadano removible no será por sí solo la base de una acción de ejecución en su contra. El personal del Departamento debe usar su discreción y enfocar los recursos de ejecución del Departamento de una manera más específica. 

“Estoy agradecido con el personal de ICE por su franqueza en nuestras discusiones sobre su misión crítica de aplicación de la ley”, continuó Mayorkas. 

“Las nuevas pautas permitirán a nuestro Departamento llevar a cabo la misión de hacer cumplir la ley de la manera más eficaz y, al mismo tiempo, promover el bienestar de nuestro país al reconocer las contribuciones invaluables de millones de personas que forman parte del tejido de nuestras comunidades. Las pautas nos ayudarán a ejercer nuestra discreción fiscal para lograr justicia”, añadió en el anuncio. 

Por su parte, las pautas de aplicación de la ley de inmigración requieren la protección de los derechos civiles y las libertades civiles. 

“La raza, religión, género, orientación sexual o identidad de género, origen nacional, asociaciones políticas o ejercicio de los derechos de la Primera Enmienda de un no ciudadano no pueden ser factores para decidir tomar medidas de cumplimiento”, se agrega en el informe. 

“Por primera vez, se protegen explícitamente contra el uso de la aplicación de la ley de inmigración como una herramienta de represalia por la afirmación de los derechos legales de un no ciudadano, como el derecho a ejercer los derechos del lugar de trabajo o de los inquilinos”, afirmaron. 

Agregaron que se requerirá capacitación continua, un proceso para revisar su implementación efectiva, una amplia recopilación de datos y un proceso de revisión de casos. 

Las nuevas pautas reemplazan las prioridades provisionales emitidas por el director interino de ICE, Tae Johnson, en febrero y entran en vigencia el 29 de noviembre de 2021. 

Se espera que el secretario Mayorkas emita memorandos de políticas adicionales relacionados con la inmigración en las próximas semanas.

close
search