El Paso

La obesidad, otro factor de peligro durante la pandemia

Expertos recomiendan cuidarse, principalmente por bienestar antes que por belleza

Archivo

Jaime Torres Valadez / El Diario de El Paso

martes, 02 junio 2020 | 06:00

La cuarentena extendida del coronavirus ha ocasionado que miles de personas hayan alcanzado altos niveles de obesidad al no mantener una dieta saludable, por lo que los expertos recomiendan adquirir hábitos alimenticios para evitar contraer la enfermedad letal.

Dentro del grupo de pacientes que han adquirido un índice de masa corporal adicional están las mujeres y niños, aunque este problema no distingue sexo, edad o complexión.

Para la especialista en nutrición Fabiola Cárcamo los malos hábitos provienen de una falta de educación alimenticia dentro del seno familiar, donde en lugar de premiar a los niños con frutas y vegetales se ofrecen chocolates, galletas o nieve.

“No debemos tener grandes metas, pero si hacemos cambios, aunque sean pequeños, vamos a tener buenos resultados en nuestra salud”, comentó.

Explicó que a pesar de los riesgos que ocasiona el tener una mala alimentación o el no comer a sus horas, muchas personas “luchan contra la sociedad opresora que nos ha impuesto cánones de belleza dificilísimos de conseguir”. 

Ante ello dijo que se tiene que ver por la salud, la belleza viene después, dijo la experta en medicina nutricional y enfermería, egresada de la Universidad Autónoma de Ciudad Juárez.

Indicó que al decretarse la pandemia del Covid-19 las personas tomaron la cuarentena como una especie de vacaciones en donde dejaron de lado la sana alimentación para empezar a comer comida considerada como ‘chatarra’ o aquellas con altos niveles de grasa y azúcar.

La cultura del consumismo orilló a que los supermercados promovieran atractivas ofertas en ese tipo de mercancías generando una avalancha de compras de comida no saludable.

“Hoy en día podemos ver un gran número de pacientes que han adquirido unas ‘libritas’ de más durante esta emergencia sanitaria y en otros casos el sobrepeso se ha agudizado.

Y es que, con más de una cuarta parte de la humanidad en cuarentena, el sedentarismo y el consumo de alimentos poco nutritivos ha elevado los índices de obesos. 

Según estimaciones de la Organización Mundial de la Salud (OMS) más de 2.8 millones de personas mueren cada año por esta causa, lo que mantiene en alerta roja a las autoridades de salud, no así a los que sufren esta enfermedad.

Si bien es cierto que el aislamiento social recomendado por el Sector Salud protegerá a la población del contagio del virus, el hecho de estar semanas o meses en casa alimentará a una pandemia de cerca de 1.9 millones de personas con sobrepeso y más de 650 mil obesos en el mundo, de acuerdo con estadísticas de la OMS.

Para ellos las consecuencias de una cuarentena se van a ir visualizando conforme el transcurso de los meses a nivel mundial, sin embargo, no se debe perder de vista las enfermedades no transmisibles como el sobrepeso y la obesidad consideradas como una de las mayores preocupaciones a nivel mundial.

Para la licenciada en nutrición y presentadora de radio y televisión en la frontera, la clave de una buena alimentación es consumir platillos que contengan hidratos de carbono, proteínas y verduras, y lo que son grasas saludables.

“Lo que recomiendo es no comprar comida ‘chatarra’ para casa, en cambio comprar más frutas y verduras, consumir proteínas y vitaminas que contengan fibra y antioxidantes para que ayuden al sistema inmunológico”, expresa, tras resaltar que dentro de la comida estrella se encuentran las frutas, vegetales, el agua natural, entre otras. 

A manera de recomendación la docente universitaria en Nutrición, dijo que para evitar el sedentarismo es importante agregar el ejercicio físico al menos una hora al día para quemar calorías, mantener el cuerpo oxigenado y en forma. El dormir bien también es importante para mantener el nivel de hormonas estable.

En esta cuarentena la ansiedad es una emoción que nos está queriendo decir algo y hay que calmarla con algo que no sea comida, antes de que el cerebro busque lo inmediato… que es comer.

“Tenemos que hacernos a la idea de que ya no va a ser lo mismo, por ello tenemos que cuidar lo que comemos y en lugar de estar ‘picoteando’ golosinas debemos de buscar lechuga, pepinos, jícama, plátano, naranja o fresas, picando alimentos saludables”.

En resumen, dijo que es esencial no dejar de consumir alimentos crudos como ensaladas, verduras y frutas frescas diariamente e incorporar proteínas como carnes, pollo y pescado y sobre todo evitar bebidas azucaradas y el consumo de alcohol, “tomar una cerveza es como comer dos rebanadas de pan”, afirmó.

Ante esta emergencia sanitaria las personas deben pensar en una alimentación adecuada, armónica y de buena calidad, concluyó la especialista en nutrición, quien puede ser contactada en su consultorio médico, ubicado en el Centro Médico de Especialidades o en ‘Nutrinotas’ a través de sus redes sociales de Instagram y Facebook.

Las personas de todas las edades con afecciones subyacentes como enfermedad pulmonar crónica, afecciones cardíacas, diabetes y obesidad, entre otras, tienen mayor riesgo de contraer el padecimiento del Covid-19 que pueden llevarlas a la muerte.