Beall y Burleson

Interponen queja vs EPISD

Padres de familia documentan presuntas irregularidades en la decisión de cierre de esos planteles

Roberto Carrillo / El Diario de El Paso
jueves, 16 mayo 2019 | 06:00
Roberto Carrillo/El Diario de El Paso

Padres de familia de las primarias Beall y Burleson, emplazaron una queja formal con base en “atropello de derechos civiles” en contra del Distrito Escolar Independiente de El Paso (EPISD), se informó.

Con apoyo de Texas Rio Grande Legal Aid, las organizaciones Familias Unidas del Chamizal y los comités de padres de familia de las escuelas Beall y Burleson, documentaron su queja ante la Agencia de Educación de Texas (TEA) debido a supuestas irregularidades que llevaron a promover el cierre de los planteles mencionados y su consolidación con otros.

Las razones dadas por el EPISD para llevar a cabo dichos cierres son la necesidad de balancear el presupuesto y la baja de inscripciones en la zona central de EPISD.

El pasado 22 de enero por votación unánime el Consejo Directivo de EPISD decidió cerrar las escuelas primarias Beall, Schuster, Alta Vista y Burleson, al inicio del año escolar 2019-2020.

La medida causó consternación en la comunidad de la Escuela Primaria Beall cuyo comité de padres ha realizado diferentes acciones para atraer la atención de las autoridades educativas, con el fin de que se reconsidere el cierre del plantel.

“Hemos visto que el proceso del cierre de escuelas es injusto por parte de EPISD, y este es uno de los pasos legales que estamos tomando para proteger a nuestros niños, ya que EPISD busca recolocarlos en una escuela en malas condiciones y ubicada en una zona industrial”, dijo Hilda ViIlegas, en representación de los padres de familia de la Escuela Beall.

Al reclamo se han unido los padres de la Primaria Burleson, quienes  sostienen que las razones dadas por EPISD para el cierre de su escuela carecen de sentido, y que los planteles a donde se quiere referir a sus hijos carecen de buenas instalaciones y servicios.

“Vamos a presentar quejas antes las agencias estatales y federales, la Agencia de Educación de Texas y el Departamento de Educación Federal”, informó Villegas, sobre las medidas que han implementado.

Del mismo modo el Comité de Padres de la Beall solicitó a los más de 300 padres de familia afectados por el cierre a que no inscriban a sus hijos en el nuevo plantel, en espera que se complete una investigación adecuada ante las irregularidades que han documentado.

“Estamos muy preocupados con la evaluación que EPISD hizo de las condiciones en la escuela Douglas y su proximidad al ferrocarril que transporta productos químicos tóxicos, así mismo por la cercanía de un canal y una planta recicladora de metales”, sostuvo Villegas.


[email protected]