Exigen explicación por muerte de indocumentado liberado tras caer en coma

José Luis Ibarra Bucio fue dejado en libertad cuando sufrió un derrame cerebral

Associated Press
jueves, 11 abril 2019 | 06:00

Los Ángeles – La familia de un inmigrante mexicano que murió tras un tiempo breve en un centro de detenciones de inmigrantes en California demandó el miércoles explicaciones sobre lo que le sucedió y el momento de su excarcelación.

Melissa Castro dijo que su esposo, José Luis Ibarra Bucio, de 27 años, fue dejado en libertad cuando su salud se deterioró debido a un derrame cerebral y mientras estaba en estado de coma, del que nunca despertó.

Dijo además que quiere saber qué tipo de tratamiento médico tuvo su esposo en la instalación, e hizo notar que inicialmente fue llevado a otro hospital y no tenía problemas de salud previos.

“¿Por qué esperar dos semanas para dejarle en libertad cuando su salud estaba empeorando?”, dijo en una entrevista con The Associated Press. “Pienso que pudiera ser porque ellos vieron que las probabilidades de que sobreviviese no eran altas”.

El Servicio de Control de Inmigración y Aduanas dijo en una declaración que Ibarra fue dejado en libertad por razones humanitarias. Funcionarios del ICE y del operador del centro de detenciones The GEO Group declinaron hablar de las condiciones de su salud.

Castro dijo que un funcionario de ICE la llamó el 8 de febrero y le dijo que su esposo tuvo un “episodio de pérdida de conocimiento" y estaba en un hospital.

Castro, que días antes había dado a luz al bebé de la pareja, fue al hospital y encontró a su esposo en la unidad de cuidados intensivos con hemorragia cerebral y en coma, dijo.

Unas dos semanas más tarde, las autoridades de inmigración emitieron los documentos para dejar a Ibarra en libertad.

Al inicio, Castro dijo, la excarcelación le dio esperanzas de que algún día su esposo podría conocer a su hijo, y fue un alivio no tener más a un agente de inmigración en su habitación en el hospital ni ver a su esposo convaleciente esposado a la cama.

Pero ahora cuestiona por qué las autoridades decidieron dejarle en libertad en el momento en que lo hicieron. Su condición empeoró e Ibarra falleció el 21 de marzo luego que la familia le retiró el equipo de apoyo vital.

Fue al menos la segunda vez en dos años que un inmigrante detenido en la instalación privada en Adelanto entra en coma mientras está bajo custodia y subsiguientemente es dejado en libertad.

Algunos activistas han apuntado que dejar en libertad a varios detenidos gravemente enfermos significa que las autoridades de inmigración no están sujetas al mismo escrutinio que cuando el inmigrante muere mientras está detenido.

Ibarra llegó a Estados Unidos procedente de México cuando era un niño y se crió en Long Beach, California.