El Paso

‘El Paso, listo para enfrentar coronavirus’

Hospitales locales cuentan con los recursos necesarios para afrontar una posible contingencia, indican autoridades

Jaime Torres / El Diario de El Paso / El doctor Fernando González Maese, director de Epidemiología del Departamento de Salud
Jaime Torres / El Diario de El Paso / En todos los casos se debe elegir la talla adecuada para que encaje bien en el rostro del usuario y pueda proteger

Jaime Torres / El Diario de El Paso

lunes, 17 febrero 2020 | 06:00

Ante la llegada del coronavirus al estado de Texas sin que a la fecha se haya registrado algún caso en la ciudad, el Departamento de Salud Pública de El Paso informó que los centros hospitalarios cuentan con los recursos necesarios para enfrentar una posible contingencia.

Esto se dio a conocer luego de la inquietud generada en algunos sectores comunitarios sobre na supuesta escasez de la mascarilla quirúrgica que utiliza el personal en clínicas y hospitales para protegerse ellos y a sus pacientes de enfermedades virales.

El doctor Fernando González Maese, director de Epidemiología del Departamento de Salud, comentó que a la fecha no se tiene un reporte oficial de que haya escasez de cubrebocas.

Agregó que un momento dado podría haber una ausencia de mascarillas faciales o comunes, que brindan protección contra estornudos o para la tos, y que son utilizados tanto por personas enfermas como por aquellas que se encuentran a su alrededor, pero que hay suficientes de las más especializadas.

Explicó que las mascarillas recomendadas en instituciones médicas son las denominadas WN5, elaboradas con materiales más sofisticados para mayor protección al personal y son las que se están optimizando. 

“Es una optimización de recursos básicamente para los lentes de plástico, mascarillas faciales, batas de material desechable junto con los guantes por lo que se tienen siempre en existencia para ser utilizadas en una emergencia”, dijo González Maese.

De acuerdo con los especialistas, el nivel de clasificación de mascarillas es primordial para garantizar la seguridad de los usuarios en los centros de atención de la salud. 

Las mascarillas autofiltrantes presentan distintos niveles de protección homologados con la normatividad y debe utilizarse según la labor de médicos o enfermeras como el personal sanitario que entra en contacto con pacientes infectados.

Bajo riesgo local

No obstante el caso de coronavirus presentado en San Antonio, Texas, los médicos refirieron que el riesgo de contagio es mínimo.  

Sin embargo, entre la comunidad hay residentes que muestran preocupación de un posible contagio. “Uno no sabe cuál persona podría estar relacionada con otra que tiene el virus, por eso acostumbro a utilizar un cubrebocas para filtrar el aire”, expresó Armida Espejel, residente del área Este de la ciudad.

Ella, al igual que otras personas, está temerosa de ser contagiada con el virus que ya ha causado la muerte a cerca de más de un millar de personas y ha contaminado a más de 40 mil en el mundo.

Entre las recomendaciones de la Organización Mundial de la Salud (OMS) se encuentra la utilización de dichas mascarillas para frenar la propagación del virus y lavarse las manos con frecuencia.

Como en todos los casos se debe elegir la talla adecuada para que la mascarilla encaje a la perfección en el rostro del usuario; solo así se puede proporcionar una seguridad completa.

Gasto innecesario

Pese a su utilidad en hospitales y centros de salud, el sector médico local no recomienda el uso de mascarillas a personas comunes, debido a que no tiene un beneficio específico. 

La utilización de mascarillas en la calle o en otro tipo de sitios debe realizarse únicamente si existe una recomendación médica. 

Ante esta contingencia se dijo, las ventas van dirigidas exclusivamente a los distribuidores y a los hospitales para que enfrenten con éxito el servicio médico.

El médico familiar Asencio Mena dijo que a raíz de la aparición del coronavirus la demanda de mascarillas aumentó considerablemente.

“Están reteniendo mucho las órdenes y solo se les está vendiendo a los prestadores de urgencias médicas”, dijo tras comentar que compañías extranjeras surten solicitudes emergentes. “Se tiene una orden de México en la cual están solicitando un pedido de 100 mil tapabocas por lo que si ha habido un incremento en las órdenes de compra”, expresó.

El pánico desatado por la aparición de la enfermedad respiratoria en China y su propagación a otros 24 países, ha hecho que la demanda sea 100 veces mayor de lo normal y los precios, 20 veces más altos por lo que se recomienda evitar compras de pánico puesto que en situaciones normales no tienen ninguna utilidad, dijo el doctor González Maese.

“Lo que sí es que debe extremarse una cultura de prevención”, concluyó.

jtorres@diariousa.com