El Paso

Discuten con líderes fronterizos apertura a tráfico no esencial

Se siguen trabajando pautas binacionales para saber cómo abrir las fronteras

The New York Times / Comisionado interino de CBP, Mark Morgan

Sabrina Zuniga / El Diario de El Paso

jueves, 15 octubre 2020 | 06:00

Mientras Estados Unidos y México trabajan para detener la propagación de Covid-19, los viajes no esenciales siguen estando prohibidos a través de la frontera.

Aduanas y Protección Fronteriza (CBP) encuestó a 150 mil viajeros a lo largo de la frontera suroeste y el comisionado interino de CBP, Mark Morgan, declaró a una estación de radio en Arizona que cada vez más ciudadanos estadounidenses viajan por razones no esenciales.

“Este es un equilibrio sobre cómo abordar la verdadera crisis de salud pública en la que estamos, pero también para ver esto desde un punto de vista práctico del impacto económico que (el coronavirus) está teniendo”, dijo Morgan.

En conferencia de prensa el miércoles, Morgan, además de dar a conocer detenciones, incautaciones de drogas y el avance del muro fronterizo, dijo que se siguen trabajando pautas binacionales para saber cómo abrir las fronteras al tráfico no esencial de una manera segura.

“Estamos trabajando con algunas comunidades que todavía están cerradas y otras abiertas de nuevo. Ahora estamos en una posición donde podemos establecer una lista de criterios, junto con los CDC (Centro para el Control y Prevención de Enfermedades), trabajando con las comunidades locales en un esfuerzo conjunto para tomar una decisión conjunta sobre lo mejor para esa comunidad específica”, detalló.

Y es que la agencia se ha dedicado a buscar formas de detener los viajes no esenciales, como las vacaciones y visitas familiares, y en su lugar, impulsar la seguridad de los viajes comerciales esenciales para mantener en marcha las economías de ambos países.

“Continuaremos trabajando con las comunidades locales, estableciendo algunos criterios y avanzando con un enfoque de riesgo personalizado que realmente se adapta a cada comunidad a lo largo de la frontera suroeste”, dijo Morgan.

En la conferencia del miércoles en Arizona, Morgan dijo que se está haciendo lo mismo que está haciendo todo el país. “Esta pandemia global es un asunto muy grave, pero estamos equilibrando esto contra la reapertura de la economía y todo Estados Unidos está pasando por este mismo equilibrio y con respecto a los viajes no esenciales, tanto de la frontera sur como norte, vamos arriba, seguimos encaminados metódicamente por eso ahora”, expresó el comisionado.

Agregó que se han entablado reuniones con líderes fronterizos de ambos países para abordar los protocolos de una posible apertura.

“Tuve discusiones con líderes desde Brownsville a Baja y todos entienden la seriedad de la pandemia global pero también la seriedad de la reapertura de la economía. Estamos en discusiones para ver cómo podemos implementar pautas seguras, en lugar de abrir con un enfoque amplio”, aseguró Morgan.

De acuerdo con el Registro Federal, desde marzo del 2020, los gobiernos de México y Estados Unidos llegaron a un acuerdo en donde solo se permite el cruce de tráfico esencial en los puertos internacionales terrestres, incluyendo a residentes permanentes y ciudadanos estadounidenses. Desde entonces, la restricción ha impactado severamente la economía y la movilidad urbana transfronteriza.

Ha sido desde ese día que mes tras mes, autoridades han informado la extensión de 30 días más en la restricción de cruce, la cual, cuenta con dos objetivos: mitigar el contagio transfronterizo de Covid-19 y evitar un colapso de atención médica en los hospitales estadounidenses, según ha salido a relucir por funcionarios de salud de los Estados Unidos.