El Paso

Cae población infantil en Condado de El Paso

20 mil menores menos en 10 años

Robert Moore / El Paso Matters

jueves, 09 septiembre 2021 | 06:00

Cortesía | Las cifras actualmente pintan un panorama desolador

La cantidad de niños que viven en el condado de El Paso disminuyó en más de 20 mil entre 2010 y 2020, según la Oficina del Censo de Estados Unidos, que dará a conocer datos de edad más detallados a finales de este mes. Las cifras actualmente disponibles, para la población de 18 años o más, y la población menor de 18, pintan un panorama desolador. La cantidad de niños en el condado de El Paso disminuyó en un 8 por ciento entre 2010 y 2020, después de aumentar en un 11 por ciento entre 2000 y 2010.

Por el contrario, el número de adultos del condado de El Paso (mayores de 18 años) aumentó en más de 85 mil entre 2010 y 2020. La tasa de crecimiento de adultos se redujo del 21 al 15 por ciento entre los censos de 2000 y 2010.

La combinación de una población adulta en crecimiento y una población infantil cada vez menor significa que los niños ahora constituyen una porción mucho más pequeña del condado de El Paso. Los niños representaron uno de cada tres habitantes de El Paso en el censo de 2000. En 2020, los niños eran uno de cada cuatro habitantes de El Paso.

La matrícula escolar en el condado de El Paso, otra medida de la población infantil, ha estado disminuyendo durante la década anterior. La matrícula del condado de El Paso en 2019-20, el último año escolar que comenzó antes de la pandemia, fue de aproximadamente 8 mil 500 estudiantes menos que en 2011-2012. La disminución de más de 7 mil se produjo desde el jardín de infantes hasta el tercer grado, una señal de que es probable que la reducción de las inscripciones continúe durante años.

Es probable que varios factores estén impulsando la baja en el número de niños del condado de El Paso.

Las mujeres en edad fértil tienen menos hijos en Estados Unidos. Eso es cierto para los hispanos, que constituyen la gran mayoría de las mujeres en edad fértil en el condado de El Paso.

Además, El Paso tiene una gran pérdida neta en lo que los demógrafos llaman migración nacional: personas que se trasladan de un condado de Estados Unidos a otro. La Oficina del Censo estima que 55 mil personas más se mudaron fuera de El Paso que al condado entre 2000 y 2010.

Los adultos menores de 40 años tienen muchas más probabilidades de mudarse que los mayores de 40. Por lo tanto, es probable que la mayor parte de esa pérdida neta de migración en El Paso se haya producido entre los adultos jóvenes y sus familias.

Los impactos de la disminución de la población infantil serán generalizados, pero serán más notables en las escuelas. Menos niños significa menos trabajos para los maestros y otros profesionales de la educación, por ejemplo. UTEP, que depende en gran medida de los estudiantes del condado de El Paso, tendrá que fichar cada vez más alumnos de fuera de El Paso para evitar fuertes caídas de inscripciones durante la próxima década. Y menos niños podría significar menos trabajadores disponibles en los próximos años a medida que los adultos mayores de El Paso se jubilen.

close
search