El Paso

Billy Abraham se declara culpable de DWI

Fue sentenciado a un año de prisión por incumplir su libertad condicional y una segunda ofensa

Cortesía

Roberto Carrillo Arteaga / El Diario de El Paso

jueves, 25 marzo 2021 | 06:00

El conocido empresario paseño William D. “Billy” Abraham fue sentenciado a un año de prisión después de declararse culpable a cargos de conducir al estar intoxicado (DWI), en hechos ocurridos en enero del 2020.

Tras su arresto en el centro de la ciudad, Billy Abraham fue acusado de violar su libertad condicional y por una segunda ofensa de DWI, de acuerdo a documentos legales del caso.

Fue el 11 de marzo pasado cuando Abraham se declaró culpable por lo que fue sentenciado a un año de cárcel, aunque se le dio crédito por el tiempo que cumplió en prisión y fue liberado esa misma fecha.

 Registros judiciales del caso constatan que Billy Abraham había estado preso desde el 29 de enero de 2020, tras su arresto, y ahora espera una audiencia “de modificación” programada para el 30 de marzo por un arresto y cargos previos.

El arresto de Abraham por conducir ebrio se suscitó semanas después de que el empresario inmobiliario recibiera una sentencia suspendida de 10 años y seis años de libertad condicional, misma que le fue impuesta por manipular pruebas y el testimonio de un testigo.

Los términos de la libertad condicional de Abraham le prohibían comprar, vender, consumir, poseer o transportar alcohol bajo los términos de su libertad condicional, de acuerdo al expediente del caso.

También se le prohibió la entrada a establecimientos que expendieran alcohol para consumo en el lugar, excepto restaurantes.

Sin embargo, la tarde del 29 de enero Abraham fue sorprendido manejando un vehículo, y en su interior los oficiales actuantes encontraron una botella con liquido blanco en su interior, supuestamente conteniendo una bebida alcohólica.

De forma previa Abraham fue sentenciado a dos años de prisión, después de atropellar a un peatón y darse a la fuga, en hechos donde la víctima perdió la vida en el año 2010.

Billy Abraham es reconocido en el círculo inmobiliario al ser propietario de varios edificios de importancia histórica en el centro de la ciudad.

Tras declararse en bancarrota la mayoría de su cartera de propiedades fueron subastadas.