Economía

Tardaría meses recuperación económica

Establecimientos retoman hoy actividades al bajar riesgo en sistema de semaforización

Archivo, El Diario

Eduardo Lara
El Diario de Juárez

lunes, 22 junio 2020 | 11:09

Ciudad Juárez— Este lunes cientos de establecimientos de diferentes giros comenzarán a retomar sus actividades tras el paso de color rojo a naranja en el sistema de semaforización para la reactivación económica, sin embargo, se estima que una verdadera restauración de la ciudad podría tardar hasta más de cuatro meses.

Álvaro Bustillos, presidente de Desarrollo Económico de Ciudad Juárez (DECJ), señaló que habrá un antes y después de la pandemia.

“Previo al Covid-19, Juárez se encontraba en pleno empleo y hoy vemos una pérdida de casi 30 mil plazas en el estado. Creo que la recuperación comenzaremos a verla en tres o cuatro meses bajo la nueva normativa, sin embargo, desconocemos si a los mismos niveles que teníamos”, comentó.

Afirmó que los retos de la reactivación económica después de la pandemia son importantes, pero traerán oportunidades para Juárez y el resto del estado para lograr una recuperación más acelerada.

“El tema de la reapertura es importante y viene a beneficiar principalmente al sector comercial y de servicios que han sido de los más afectados, con el cambio a naranja en el semáforo prácticamente la mayoría de los negocios podrán operar al 30%, mientras que las actividades esenciales lo harán al 100%, lo único que esperamos es que haya un mayor orden en la movilidad de la ciudad”, dijo.

Bustillos lamentó que en la frontera no exista una mejor regulación en el tema de la movilidad, la cual aseguró, no ha podido mantenerse en niveles por debajo del 40%.

“Sabemos que al reactivarnos pueden presentarse más casos de contagio como en otras partes a nivel mundial, pero lo más importante es no comprometer la capacidad hospitalaria que tenemos y como empresas tenemos un compromiso muy grande”, comentó.

Trabajan en protocolos de operación

Rogelio González Alcocer, presidente local de la Cámara Nacional de Comercio, aseguró que los afiliados han trabajado en protocolos de operación para que los establecimientos que reabrirán a partir de hoy cuenten con un cerco sanitario para evitar una posible propagación del virus en sus locales.

“Estamos seguros que todos los negocios afiliados a esta Cámara estarán estrictamente apegados a esos protocolos, ya que así lo requiere la situación por la que estamos atravesando y por lo cual es de suma importancia cumplirlos a cabalidad para que de la manera como pasamos en el semáforo a naranja, lo hagamos lo antes posible al amarillo y verde, por lo cual es de suma importancia no bajar la guardia”, dijo.

“Son miles los negocios que regresan a la actividad este lunes. En la Cámara ofrecemos todas las facilidades que requieran los comerciantes en Juárez, es momento de estar unidos como sector y sacar a nuestros establecimientos de la grave situación por la que atraviesan debido a la pandemia”, agregó.

Otro de los sectores que se verá fuertemente beneficiado es el restaurantero, dado que los establecimientos de este giro podrán abrir sus puertas con un aforo del 50%.

“Son noticias que nos benefician luego de una contingencia de 14 semanas, y con ventas de entre el 15% y 25%, la recuperación nos tomará meses pero es un paso importante, obviamente cumpliendo con todas las medidas necesarias para proteger a comensales y trabajadores”, comentó Martín García, presidente local de Cámara Nacional de la Industria Restaurantera y Alimentos Condimentados (Canirac).

De acuerdo con estimaciones de Canirac, al menos 60 restaurantes cerraron sus puertas de manera definitiva en Ciudad Juárez durante la contingencia, lo que provocó la pérdida de 3 mil 500 empleos directos en el gremio.

Datos del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) señalan que de abril a mayo 26 mil 412 trabajadores fueron dados de baja.

De esa cantidad, 13 mil 756 se dieron en Chihuahua y 10 mil 664 en Juárez, pese a que esta frontera registra un mayor número de empleos.

El estado de Chihuahua suma 31 mil 195 plazas que se dieron de baja durante marzo, abril y mayo, lo que significó la pérdida de los empleos formales creados en los últimos dos años.