Se tambalea T-Mec ¿por medicinas?

Demócratas argumentan que se encarecerán con acuerdo

Associated Press
miércoles, 13 febrero 2019 | 06:00

torno al libre comercio en América del Norte siempre giraron alrededor de temas conocidos: los bajos sueldos de los trabajadores mexicanos. El traslado de fábricas de Estados Unidos a México. Los altos impuestos que cobra Canadá a la leche y el queso importados.
Pero los demócratas podrían tener otro punto conflictivo para el nuevo pacto comercial que promueve Donald Trump: los precios de las medicinas. Dicen que el acuerdo hará que los estadounidenses paguen más por esos productos.
El pacto renegociado que propone el presidente en reemplazo del que rigió durante 25 años contiene incentivos para que las fábricas se expandan y contraten más personal en Estados Unidos, algo que sin duda les cae bien a los demócratas. Al mismo tiempo, no obstante, les daría a las empresas farmacéuticas diez años de protección de una competencia más barata en el campo de las drogas biológicas, hechas con células vivientes, que son muy caras.
Resguardadas de la competencia, las firmas farmacéuticas pueden cobrar precios exorbitantes, según los detractores de esa propuesta.
El nuevo TLCAN, ahora rebautizado Tratado entre México, Estados Unidos y Canadá (T-Mec), no obstante, es un tema complejo incluso para los demócratas.
El TLCAN original, que entró en vigor en 1994, acabó con la mayoría de las barreras comerciales entre los tres países.