Economía

Se reactivan compras en ropa y accesorios

Mientras que el 2020 fue un período de contracción, la tendencia comienza a revertirse

Internet / Ante la disminución de viajes internacionales, la opción es gastar en prendas

Eréndira Espinosa
Excélsior

sábado, 17 abril 2021 | 06:00

Ciudad de México— En este 2021 todo parece indicar que el lujo está de vuelta, pues ante la disminución de viajes internacionales la opción para muchos ha sido gastar en ropa y accesorios de marcas emblemáticas, compras que se han hecho principalmente vía Internet, por lo que en México el futuro de esta industria es alentador; crecerá 74% hacia 2025.

Mientras que el año pasado fue un período de contracción para las firmas consideradas de lujo, la tendencia comienza a revertirse, aunado a que en algunos países como el nuestro, la disminución de restricciones a la movilidad ha permitido la reapertura de tiendas donde varios de sus productos se exhiben en los aparadores.

Más brillo

Según datos de Euromonitor, en México el mercado de artículos de lujo, donde se encuentran desde los automóviles Mercedes Benz o BMW hasta las champañas, la alta costura y los diamantes más puros, tuvo un valor de seis mil 6.9 millones de dólares en 2020, cantidad que se contrajo por la pandemia en 26.7%, desde los ocho mil 191.1 millones de dólares de 2019.

Sin embargo, para 2025 la historia será otra, la expectativa es que dicho mercado alcance 10 mil 455.3 millones de dólares, es decir, será 74% más valioso que en el año de la pandemia o 27.64% que en 2019, pues a los consumidores mexicanos les seduce la experiencia, el glamour y el brillo.

Dentro de la industria del lujo, la división que más sufrió fue la de experiencias, es decir, la de hoteles y otros servicios, pero también serán la que en los siguientes años crezca con mayor vigor, con un avance de 235.9%; seguido de los artículos de uso personal, como joyas y moda, con 56.3% y los automóviles con 51.6%.

Para Ana Valdespino, directora de Marketing de Kantar Latinoamérica, firma dedicada a estudiar a los consumidores, el aislamiento hizo que modificáramos muchos comportamientos y de acuerdo con el estudio Stay at Home “el balance mental de las personas mejoró al pasar los meses del confinamiento”, lo que impactó en el ánimo de compras.

Despunta Louis Vuitton

La primera empresa en dar señales de recuperación ha sido LVMH Moët Henness y Louis Vuitton, firma detrás de la marca de moda y champaña que lleva su nombre, además de otros sellos como Christian Dior Couture, Kenzo, Givenchy, Fendi, Marc Jacobs o Tiffany & Co., reportó esta semana los resultados financieros del primer trimestre de 2021 y logró un avance en ventas de 32% contra 2020 y de ocho por ciento contra 2019, principalmente gracias a la venta de vinos y bebidas espirituosas, así como moda.