Economía

Resulta Interjet ejemplo de falta de verificación

La autoridad aeronáutica permitió la operación de Interjet a pesar de enfrentar problemas financieros graves al menos desde 2018

Reforma

Azucena Vásquez/Reforma

lunes, 07 junio 2021 | 10:30

Ciudad de México.- Interjet es un ejemplo de la falta de verificación a fondo por parte de la autoridad aeronáutica de México a concesionarios, porque operó pese a que enfrentaba problemas financieros graves al menos desde 2018, coincidieron expertos.

 El artículo 15 de la Ley de Aviación Civil establece que una concesión puede ser revocada si una empresa incumple cualquiera de las obligaciones o condiciones establecidas, como la capacidad financiera y en el caso de Interjet ha quedado claro que no contaba con ella, mencionó un analista de aviación.

 Sin embargo, la Agencia Federal de Aviación Civil (AFAC), que tiene la facultad para realizar una auditoría extraordinaria a las líneas aéreas con concesión para operar, no lo hizo o fue omisa ante las evidencias, advirtió.

 "Hay corresponsabilidad de la autoridad y falta en su forma de verificar sus concesiones.

 "La autoridad ha sido omisa para regular sus propias concesiones", dijo Pablo Casas, director del Instituto Nacional de Investigaciones Jurídico Aeronáuticas (Inija).

 Sostuvo que claramente la Agencia no hizo a fondo una auditoría o no tuvo los recursos para ello, como quedó evidenciado en la verificación por la cual México fue degradado a Categoría 2 en seguridad aérea.

 Esto evidencia la falta de personal y presupuesto de la AFAC que detectó la Administración Federal de Aviación (FAA, por sus siglas en inglés) de Estados Unidos en la auditoría que le realizó y por la que degradó a México de la Categoría 1 a 2 en seguridad aérea.

 El año pasado, la autoridad aeronáutica informó a Grupo REFORMA que realizó una auditoría extraordinaria a la aerolínea, pese a que desde antes mostraba problemas financieros, y no compartió resultados sobre la misma para alertar posibles fallas en la operación de la empresa.

 Actualmente, es claro que la situación de la línea aérea era grave desde años atrás al punto que tuvo que parar operaciones porque no contaba con las condiciones económicas para seguirlo haciendo, enfatizó Casas.  

 Esta semana, Interjet cumple seis meses sin operar, ya que el 11 de diciembre dejó de volar ante sus problemas financieros que le impedían pagar combustible y sueldos, entre otros rubros.

 Un empleado de la aerolínea que está en huelga desde el 8 de enero pasado por el impago de sueldos de la empresa, recordó que la aerolínea presentaba problemas al menos desde 2018, cuando al interior se detectaron cambios ante la falta de recursos financieros.

 Como parte de las atribuciones, la AFAC tiene la facultad de verificar si una aerolínea cumple con cuatro aspectos, entre ellos el administrativo y económico.

 "Sin embargo, la línea aérea siguió operando, pese a que a todas luces su situación era complicada", aseveró el colaborador.

 Incluso, Argoss Partners, firma a cargo de la reestructura financiera de la compañía, mencionó recientemente que la empresa debió recurrir a un concurso mercantil al menos desde finales de 2018 o principios de 2019.

 La aerolínea ya está en este proceso en el que intentará reiniciar operaciones y negociar la deuda de mil 250 millones de dólares que enfrenta.