Economía

Orilla pandemia al autoempleo

Miles se vieron obligados a trabajar por su cuenta para sortear la crisis

Agencia Reforma

Verónica Gascón
Agencia Reforma

viernes, 04 junio 2021 | 06:00

Ciudad de México– En un año, la composición de la población ocupada en el país cambió. La proporción de personas subordinadas y remuneradas dentro de una empresa disminuyó, mientras que la gente que trabaja por su cuenta creció.

Según datos de la “Encuesta Nacional de Ocupación y Empleo” (ENOE) publicada por el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi), en abril de 2020 el 74.7 por ciento de la población ocupada estaba en la categoría de subordinada y remunerada, es decir, dependía de un patrón. Pero en el mismo mes de este año, esta proporción se redujo a 68.9 por ciento.

En contraste, los trabajadores por cuenta propia eran 18 por ciento y a raíz de la crisis económica provocada por la pandemia, muchas personas se quedaron sin su fuente de ingresos y optaron por trabajar por su cuenta, de tal forma que este tipo de trabajadores ya constituye el 22.5 por ciento de la población ocupada.

Esto quiere decir que son vulnerables por carecer de protección social, de un contrato y porque no se les reconocen sus derechos laborales.

Otro rubro que creció fueron los trabajadores no remunerados, los cuales pasaron de ser 2 por ciento a 3.8 por ciento de los ocupados.

Los empleadores también redujeron su presencia al pasar de 5.3 por ciento a 4.8 por ciento de la población ocupada en el país.

En un informe dado a conocer el miércoles, la Organización Internacional del Trabajo (OIT) determinó que los efectos de la pandemia serán duraderos a nivel global, ya que se perdieron 140 millones de empleos de tiempo completo en el primer trimestre de este año y otros 127 millones en el segundo trimestre.

“Este déficit pone de manifiesto, a medida que se acerca el final del primer semestre de 2021, que la crisis está lejos de haber terminado. América Latina y el Caribe, y Europa y Asia Central son las dos regiones más afectadas”, señaló el organismo internacional en el documento “Perspectivas sociales y del empleo en el mundo: tendencias 2021”.