Economía

Obligarán a explicar planes fiscales

La sanción por incumplimiento podría alcanzar los 20 mdp

Eduardo Lara/El Diario / Interesados atienden la información a cerca del tema ofrecida ayer en las instalaciones de Canacintra

Eduardo Lara
El Diario

miércoles, 15 enero 2020 | 06:00

A partir de este 2020 asesores fiscales y contribuyentes están obligados a revelar ante el Servicio de Administración Tributaria (SAT) los esquemas reportables generalizados y personalizados para evitar sanciones que podrían llegar hasta los 20 millones de pesos.

Alejandro Guevara, director general de Fiscal Asesoría, explicó que dentro de los cambios que se realizaron con la reforma fiscal para el presente año, se establecieron 14 esquemas reportables que quedaron adicionados en el título sexto del Código Fiscal de la Federación (CFF) y que se encuentran del artículo 197 al 202.

Estos esquemas son proyectos, propuestas, asesorías o recomendaciones externadas de forma expresa o tácita y que generan un beneficio fiscal, los cuales pueden ser reducciones o hasta eliminación de impuestos.

“La legislación establece que los contribuyentes y asesores fiscales están obligados a presentar estos esquemas para que la autoridad conozca qué estrategias se está implementando, cómo se están llevando a cabo y lo más importante, qué beneficios se está obteniendo. Sin embargo, estas disposiciones dejan algunas cosas a la interpretación y criterio de la autoridad, lo que genera incertidumbre al momento de las sanciones”, dijo.

Las reformas hechas al CFF definen como asesores fiscales a cualquier persona física o moral que sea responsable o esté involucrada en el diseño, comercialización, organización, administración o implementación de un esquema reportable. Además se interpreta como asesor a quien ponga a disposición la totalidad de una estrategia para la aplicación por parte un tercero; por lo que esto significaría con solo dar un tip, ya se generan obligaciones ante la autoridad, según explicó Guevara.

Los esquemas reportables se clasifican en dos: el generalizado, aquel aplicable para todos, y el personalizado, que va de acuerdo a los problemas de cada empresa.

Además se informó que es importante tener en cuenta que se deben revelar las estrategias fiscales sin importar la residencia del contribuyente, siempre y cuando se obtengan beneficios en México.

Las revelaciones ante el SAT deberán ser realizadas por el contribuyente, cuando el asesor fiscal no proporcione el número de identificación del esquema, cuando la estrategia haya sido diseñada, administrada e implementada por el mismo contribuyente, cuando el asesor sea un residente en el extranjero o exista un impedimento legal para que él haga el proceso, o exista un acuerdo entre asesor y contribuyente.

El procedimiento debe hacerse a través de la página del SAT, una vez realizado, la autoridad brinda un número de identificación, el cual el contribuyente debe incluir en su declaración anual.

“Es importante decir que en enero del 2021 se deben comenzar a reportar todos los esquemas implementados durante 2020, mientras que aquellos que se hicieron en años anteriores y tengan efectos fiscales en 2020 deben ser revelados por el contribuyente ante el SAT”, dijo.

Las multas por no revelar los esquemas reportables pueden ir desde 50 mil hasta 20 millones de pesos. Las sanciones por un esquema generalizado pueden de entre 15 mil a 20 mil pesos.

No proporcionar el número de identificación al contribuyente puede significar una infracción de 20 mil a 25 mil. No atender los requerimientos de la autoridad costaría de 100 mil hasta 300 mil pesos; mientras que por no expedir las constancias correspondientes, correspondería una multa de entre 25 mil a 30 mil pesos.

Finalmente, Guevara comentó que por no informar de cambios en los esquemas reportables, la sanción puede ir de 100 mil a 500 mil pesos.

elara@redaccion.diario.com.mx