Economía

Frena informalidad crecimiento de emprendedoras

De acuerdo con IMCO, en México hay más de 4 millones de mujeres que trabajan por su propia cuenta

Verónica Gascón / Agencia Reforma

jueves, 08 julio 2021 | 14:07

Jorge Rangel / Agencia Reforma | Una mujer atiende un negocio de crepas

Ciudad de México— El 80 por ciento de las emprendedoras en México están en una condición de informalidad, lo cual provoca una menor productividad, bajos salarios y un crecimiento limitado de los negocios, advirtió un análisis del Instituto Mexicano para la Competitividad (IMCO).

Las emprendedoras del sector formal tienen en promedio ingresos mensuales que son 2.5 veces mayores a las que tienen un negocio informal. Es decir, un emprendimiento formal registra ingresos de 9 mil 535 pesos mensuales, contra 3 mil 707 pesos mensuales del que no lo es.

"A falta de empleos más flexibles, el emprendimiento ha sido una opción para que las mujeres puedan generar un ingreso sin abandonar sus actividades en casa. Esto se ha hecho más evidente para las 4 millones 600 mil mujeres que trabajan por cuenta propia.

"Sin embargo, la mayoría de quienes aprovechan esta oportunidad lo hacen en la informalidad", señaló el IMCO en el documento "La puerta de la formalidad: una oportunidad para el emprendimiento femenino".

El IMCO tomó datos de la de la Encuesta Nacional de Ocupación y Empleo (ENOE) realizada por el Inegi, particularmente aquellos que conciernen a las mujeres empleadoras y aquellas que trabajan por cuenta propia, a ambas categorías las considera emprendedorea..

En general, las emprendedoras tienen en promedio entre 25 y 44 años, está casada, tiene uno o dos hijos, su nivel de escolaridad es de secundaria, y opera en la informalidad.

En el caso específico de las empleadoras, el 46 por ciento de las mujeres tiene entre 45 y 64 años, en promedio, y el 47 por ciento de ellas están casadas.

Entre los factores por los cuales la mayoría de las emprendedoras permanecen en la informalidad está el costo de los trámites para la formalización; falta de acceso a financiamiento; además de carecer de conocimientos sobre administración y desarrollo de negocios.

"Todo negocio requiere capital. No obstante, para las mujeres es difícil conseguirlo por tener un acceso limitado al sistema bancario.

"En 2018, 65 por ciento contaba con algún producto financiero pero menos del 30 por ciento tenía un crédito bancario formal. Esto ha provocado que su principal fuente de financiamiento sea de círculos más cercanos como sus familias o amigos", determinó el IMCO.

Para mejorar las condiciones económicas de las emprendedoras y fomentar su incorporación a la economía formal, el IMCO propuso transparentar y concentrar la información relacionada a los trámites y procesos a nivel local, así como generar una guía de apoyo a las emprendedoras que sirva como referente para formalizarse y aprovechar las capacitaciones y asesorías que brindan algunas dependencias y organizaciones.

close
search