Economía

Buscan empresarios se atiendan sus propuestas

De no actuar rápido, consecuencias serán graves para las finanzas

Archivo/El Diario / Rogelio González Alcocer, titular de Canaco Juárez

Eduardo Lara
El Diario

martes, 24 marzo 2020 | 06:00

Empresarios del estado hicieron un exhorto al Gobierno federal para escuchar las propuestas de la iniciativa privada para definir estrategias que permitan reducir el impacto financiero derivado del coronavirus en el país, evitando cierre de negocios y la pérdida de empleos.

El Consejo Coordinador Empresarial (CCE) de Juárez, consideró que las medidas que se están tomando en estos momentos por parte del Gobierno mexicano no incluyen acciones de apoyo para las empresas, como prórrogas para las declaraciones anuales, entre otras.

“El Gobierno mexicano se ha visto lento e irresponsable ante la situación que nos estamos enfrentando en las diferentes regiones del país, ya es tiempo que tome acciones para reducir el impacto económico en el país. Algunos países de Europa, incluso de América, han manifestado apoyo a empresas a fin de ayudar a que no se vayan a la quiebra con fondos ciudadanos, condonación de impuestos, cese de facturas y hasta seguros de desempleo”, comentó Rogelio González Alcocer, presidente del CCE en esta frontera.

Por otra parte, el CCE de la ciudad de Chihuahua indicó que es necesario que el Gobierno mexicano implemente un paquete de estímulos financieros que permita a las empresas seguir pagando los sueldos de los trabajadores en lo que dura la alerta sanitaria y de esta manera no se pierdan plazas.

Entre las medidas que la iniciativa privada ha propuesto a la federación destacan la aceleración del proceso de devolución del Impuesto al Valor Agregado (IVA), una suspensión temporal por tres meses en el pago de IVA, IEPS e ISR a través de un financiamiento especial, sin intereses, ni multas.

También se propuso la creación de un estímulo fiscal al empleo que permita a las empresas seguir pagando los salarios a los trabajadores, créditos directos de la banca de desarrollo para las micro, pequeñas y medianas empresas, diferir los pagos al Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) e Infonavit, así como un financiamiento para cubrir los gastos de energía eléctrica, servicio de agua, alquileres, entre otros.

“La realidad es que no están implementando nada, han estado preocupados por algunos gastos sociales, pero el Gobierno ya debe tener un paquete de ayuda a las empresas, se están esperando a una etapa 3 del virus y para entonces muchas empresas van a estar quebradas”, dijo Francisco Santini, presidente del CCE en Chihuahua.

“Las empresas no van a ganar dinero estos meses, y estas propuestas son principalmente para cuidar los empleos, sin estos estímulos no se van a poder pagar los salarios semanales de los trabajadores”, agregó.

Para Eduardo Ramos Morán, presidente de Coparmex en Juárez, el Gobierno mexicano no está sincronizado con las autoridades en el estado y municipio, por lo que se ha visto reducido ante el panorama económico.

“El presidente está pensando en apoyos sociales, sin embargo, la actividad comercial y empresarial vive al día y difícilmente el país podrá aguantar con la gente en sus casas. No nos están escuchando, el Gobierno federal está estableciendo un monólogo que no nos va a llevar a nada, el factor principal es la confianza, sin eso es muy difícil que haya proyectos de inversión para reactivar la economía”, dijo.

Ramos Morán señaló que acciones como la cancelación de los trabajos de edificación de la planta cervecera de Constellation Brands en Mexicali, Baja California es un duro golpe para la economía de México.

“Estamos decepcionados por los resultados de esta consulta, porque de por sí no hay actividad económica, y las empresas que se dedican a crear empleos las están cancelando, así es muy difícil reactivar al país”, comentó.

elara@redaccion.diario.com.mx