Economía

Bitcoin, no son tan difícil rastrearlas

El caso del ataque de ransomware contra Colonial Pipeline expuso la errónea concepción fundamental acerca de las criptomonedas

Tomada de internet / Imagen ilustrativa

The New York Times

jueves, 10 junio 2021 | 10:09

Nueva York— Cuando el Bitcoin apareció en escena en el 2009, los fanáticos publicitaron la criptomoneda como segura, descentralizada y una manera anónima para realizar transacciones fuera del sistema financiero tradicional.

Los criminales, que usualmente operan de manera oculta en el internet, utilizaron el Bitcoin para realizar negocios ilícitos sin revelar sus nombres o ubicaciones. La moneda digital rápidamente se convirtió en algo popular entre los narcotraficantes y evasores de impuestos, al igual que con los libertarios contrarios.

Sin embargo, cuando se reveló en esta semana que oficiales federales recuperaron la mayoría del rescate en Bitcoins que fue pagado en el reciente ataque de ransomware contra Colonial Pipeline, expuso la errónea concepción fundamental acerca de las criptomonedas: no es tan difícil rastrearlas como creían los cibercriminales.

Este lunes, el Departamento de Justicia anunció que rastreó 63.7 de los 75 Bitcoins --- aproximadamente 2.3 millones de los 4.3 millones de dólares --- que Colonial Pipeline pagó a los hackers debido a que el ataque de ransomware provocó el cierre de los sistemas de cómputo de la empresa, por lo que hubo escasez de combustible y un aumento en los precios de la gasolina.

Los oficiales han rechazado proporcionar más detalles acerca de la manera exacta en la que recuperaron los Bitcoin.

El Bitcoin es rastreable, ya que aunque la moneda digital puede ser creada, movida y guardada fuera de la supervisión de cualquier gobierno o institución financiera, cada pago es registrado en un libro de contabilidad fijo y permanente, llamado cadena de bloqueo.

Eso significa que todas las transacciones en Bitcoins están al descubierto. El libro contable puede ser visto por cualquiera que esté conectado a la cadena de bloqueo.