Deportes

Ve Rodríguez ventajas por aplazamiento de Juegos Olímpicos

La nadadora se prepara desde su hogar con una alberca para mantenerse en forma y buscar su boleto a Tokio 2020

Cortesía

Arnoldo Gaytán / El Diario

lunes, 18 mayo 2020 | 06:00

Ante la noticia de que el selectivo olímpico fue aplazado hasta el 2021, la sirena chihuahuense Byanca Melissa Rodríguez Villanueva, lo toma por el lado positivo y aprovecha para relajarse mentalmente.

“Así como es literal, se alarga un año las competencias y se alarga un año la preparación para seguir buscando la marca A, enfocado en ella al cien sin importar ya la marca B”, declaró la nadadora capitalina de 25 años.

Dijo que todo esto lo ve por el lado positivo, donde los nadadores no toman vacaciones y sólo tienen dos semanas de descanso al año entre una temporada y la otra, y por ello este receso es una oportunidad para todos en recuperarse y encontrar otras maneras de ejercitarse.

“En mi caso pedí prestada una bicicleta estática y en mi casa cuento con una escaladora y ligas, logrando montar un pequeño gimnasio, y aunado a eso compré una alberca portátil me amarro y nado aquí”, y agregó que “El punto es estar activa y estoy disfrutando el momento porque estoy leyendo, durmiendo, comiendo y otras cosas que normalmente antes no hacía”.

Confesó la atleta que al principio sí le dolió esta situación, ya que traía un ritmo y por un lado sí le afectó que se haya cancelado todo y no saber qué iba a pasar con los Juegos Olímpicos fue muy desgastante.

“A veces es más duro la fatiga mental que la fatiga física, por eso hay que aprovechar este tiempo para estar relajada y disfrutar el momento, porque cuando llegue el punto de volver a la actividad, no va a haber descanso”.

Byanca dijo que hay cosas que sí puede controlar, pero también hay cosas que no puede controlar, como la pandemia, el cambio de los Juegos Olímpicos o no poder ir a una alberca a entrenar. De ahí que asegure que lo importante en este momento es estar bien mentalmente.

“Seguir los consejos del entrenador y ver la manera de activarme, despreocuparme sin perder la condición ni músculos, dejar que mi mente se relaje y al momento que tengamos que volver estar al cien con mente recargada para cuando empiece la friega”.