Deportes

Tigres vencen a Cruz Azul y son sublíderes

A Nahuel Guzmán no hay quien le meta gol desde hace cinco partidos

Fernando Vanegas
Agencia Reforma

sábado, 17 octubre 2020 | 23:29

Monterrey— A Nahuel Guzmán no hay quien le meta gol desde hace cinco partidos, los mismos que los Tigres han ganado en fila para trepar hasta el segundo lugar general del Torneo Guardianes 2020.

Los felinos vencieron por 2-0 al Cruz Azul en el Estadio Azteca para llegar a 26 puntos y +13 en la diferencia de goles, con ellos rebasaron a La Máquina que se quedó en las mismas 26 unidades, pero con +7, para meterse a zona de Liguilla cuando restan sólo tres jornadas de la fase regular.

Hace 496 minutos que no le anotan al "Patón", quien se valió de todo para volver a dejar su arco en cero, por lo que sólo era cuestión de que al ataque aprovecharan una ocasión para salir del Coloso de Santa Úrsula con la victoria.

Desde que volvió tras superar el Covid-19, Guzmán se ha vuelto prácticamente invencible, sólo recibió un gol y los Tigres no han vuelto a perder; ya suman 6 juegos sin conocer la derrota.

El argentino contó cuatro atajadas y, aunque cometió un penalti de manera absurda, en ese momento salió a flote por su personalidad, con la que sacó de concentración al delantero Jonathan Rodríguez.

A los 53', Guzmán derribó en el área a Ignacio Rivero y el VAR decretó el penalti.

El papel de víctima no le va bien a Nahuel, quien utilizó todos sus trucos para desconcentrar al "Cabecita". Primero se hincó sobre la raya y cuando lo amonestaron no paró de cuestionar al árbitro Eduardo Galván.

La discusión duró varios minutos y en ella también intervino André-pierre Gignac. Finalmente, Rodríguez emprendió la carrera y lanzó su disparo desviado de la portería.

Aquel duelo mental lo ganó Guzmán, pero impactó a todos. Cruz Azul se vino abajo y a partir de ahí, Tigres se lanzó por la victoria impulsados por Nicolás López y Eduardo Vargas, quien entró en el segundo tiempo.

El acierto de Ricardo Ferretti en los ajustes quedó de manifiesto a los 68', cuando entre el chileno y el uruguayo construyeron una pared que el "Diente" terminó con un zurdazo para el 1-0.

A los 77', Gignac sentenció el partido con el 2-0 tras encontraron balón en el área tras un tiro mordido de Jordan Sierra.

A pesar de las ausencias de Hugo Ayala, Carlos Salcedo y Julián Quiñones, Tigres mostró empaque como equipo y, después de cinco victorias al hilo, está en zona de Liguilla y peleando la punta.