Temporada para el olvido

El Real Madrid termina la competencia española con una derrota ante el Betis de Andrés Guardado

Reforma
domingo, 19 mayo 2019 | 10:47
Associated Press

Madrid— El Real Betis conquistó por segundo año consecutivo el Estadio Santiago Bernabéu, al derrotar este domingo 2-0 a un Real Madrid que cerró de la peor manera una temporada que quedará para el olvido y repleta de decepción en un fin de ciclo.
Andrés Guardado jugó los 90 minutos y se apuntó la asistencia en el primer tanto. Diego Lainez se quedó en el banquillo y ahora deberá reportar con la Sub 20 en suelo polaco, de cara al Mundial.
Punto y final al calvario madridista con indolencia. El Real Madrid cerró una campaña mediocre, lejos del nivel esperado, poniendo de nuevo a prueba la eterna paciencia de una afición que acudió a despedir a jugadores que han marcado el éxito reciente en un ciclo glorioso. Lo pudo hacer con cariño a Keylor Navas y no vio ni calentar a Gareth Bale.
Zidane ya piensa más en el futuro que en un presente con sabor a pasado desde hace meses. Más allá de permitir despedirse en el campo a Keylor Navas o Marcos Llorente, acabó su banco de pruebas juntando un triplete rebosante de juventud. Vinicius y Brahim, 18 y 19 años, junto a Benzema, tres de los que se han ganado seguir el próximo curso.
El Betis fue un equipo, el Real Madrid individualidades. Gestos de calidad y carreras eléctricas de Vinicius, nunca acompañadas de remates de peligro y Keylor salvando hasta el último día.
El costarricense respondió con paradas que salvaron de inicio a un Real Madrid descentrado, con pases incomprensibles a la grada e incapaz de conectar con calidad. Metido desde el inicio Keylor evitó problemas con una rápida salida, seguro ante un testarazo de Lo Celso, un disparo lejano de Bartra y exhibiendo sus virtudes en una estirada felina a un balón picado que parecía imparable. Setién se desesperaba en banda. No había nada en juego en la clasificación pero sí algo más importante, su orgullo herido.
Le faltó pegada en el primer acto al Betis y no la tuvo tampoco el Real Madrid. Marcelo acarició el gol con un disparo cruzado y Benzema perdonó un regalo tras un mal despeje de Francis. Con todo para marcar como si fuera un penalti, chutó al poste.
Para el complemento nada cambió. Ni un estímulo tras la charla de Zidane. El partido pasó a ser un capítulo final de temporada repleto de sufrimiento para los jugadores madridistas. Cuando intentaron dar un paso al frente, fueron castigados. Junior exhibió sus cualidades en banda izquierda y perdonó un claro dos contra uno por buscar a Loren.
Al minuto 61, por fin llegó el primer tanto. Y fue el mediocampista mexicano que encontró un espacio a la espalda de Varane para habilitar a Loren, quien no desaprovechó y uso el 1-0.
El 2-0 llegó al 75', y fue justo un ex merengue, Jesé Rodríguez, quien fue habilitado por Junior.
De esta manera se despidió el Real Madrid. Con un Santiago Bernabéu con menos de mitad entrada que abroncó a todos sus jugadores menos a uno, Keylor Navas, curiosamente al que impulsan a marcharse dejando un legado en forma de Champions.