Deportes

Refuerzos de ‘peso’

Los Rarámuris de Juárez contratan a tres extranjeros egresados de la Universidad de Auburn, División I de la NCAA

Cortesía

Eduardo Morán / El Diario

viernes, 20 noviembre 2020 | 06:00

Los Rarámuris de Juárez anunciaron ayer la contratación de tres jugadores extranjeros de cara a su debut en la temporada 2021 de la Liga de Futbol Americano de México (FAM). Ellos son el mariscal de campo Jeremy Johnson, el corredor Kamryn Pettway y el receptor Tony Stevens, todos egresados de la Universidad de Auburn, División I de la NCAA.

Jeremy Johnson, de 26 años y 1.96 m de estatura y 106 kilos de peso, está proyectado para tomar el control de la ofensiva rarámuri. Con los Tigres de Auburn sumó un total de dos mil 224 yardas, con 20 pases de touchdown y 11 intercepciones, lo que le dio una eficiencia de 159.45.

Después de una carrera muy exitosa con el equipo de futbol americano de Preparatoria George Washington Carver, Johnson ganó el premio Mr. Football al mejor jugador de High Scholl en el estado de Alabama en 2012. Después participó en el prestigioso US Army All-American Bowl en enero de 2013. Su jersey de Carver fue retirado el 6 de febrero de 2013.

Johnson se comprometió con la Universidad de Auburn el 20 de mayo de 2012, y cumplió su compromiso ante el despido de Gene Chizik y la posterior contratación de Gus Malzahn como entrenador en jefe de los Tigres.

El corredor Kamryn Pettway corrió el balón 285 veces con Auburn y sumó un total de mil 529 yardas, es decir, un promedio de 4.95 yardas por acarreo. Además, ‘Bubba’, como lo llaman sus compañeros, tuvo 13 visitas a la zona prometida con el equipo felino.

El receptor Tony Stevens se suma por ahora al paseño Normando Alarcón, como los encargados de comandar la ‘Air Force’ (Fuerza Aérea) de los Rarámuris.

También egresado de la Universidad de Auburn, Stevens, de 1.95 m de estatura, sumó 51 recepciones con los Tigres, en las que sumó 754 yardas, un promedio de 15.98 yardas por recepción, con cinco recepciones para anotación.

Entre 2013 y 2016, Stevens jugó 39 partidos en Auburn, siete de ellos como titular, y los Tigres tuvieron marca de cuatro ganados y cero perdidos cuando él tuvo por lo menos una recepción de touchdown.