Deportes

Paternidad inspira a receptor Minero en la cancha

Jacob Cowing dice motivarse cada que corre en busca de una anotación al pensar en su hijo de nueve meses

UTEP Athletics

Eduardo Morán / El Diario

viernes, 11 septiembre 2020 | 06:00

Jacob Cowing, receptor de los Mineros de UTEP, tiene un nuevo propósito adicional que por ahora lo motiva los sábados y, con suerte, en un futuro también será su motivación en los domingos de NFL.

Después de liderar el cuerpo de receptores de los Mineros en yardas y touchdowns en el 2019, Cowing dijo que se motivará al pensar en su hijo de nueve meses cuando se ponga las almohadillas y atrape recepciones de touchdown esta temporada.

El receptor de segundo año entró en la paternidad luego del nacimiento de Chase Henry Cowing el 16 de noviembre del año pasado.

“Ser responsable de otro ser humano, me hace querer destacar y ser más productivo en lo que estoy tratando de hacer y lograr mi objetivo aún más”, declaró Cowing al sitio oficial de UTEP Athletics. “El gran objetivo de todos es llegar a la Liga para mantener a sus familias. Ahora que tengo un hijo, ese es mi principal objetivo: poder mantenerlo y que él no se preocupe por nada mientras crezca”.

Los aficionados pueden ver a Cowing representar y honrar a su hijo cuando hace su nueva celebración de touchdown: señalando su antebrazo tatuado, que dice ‘Chase’ y lanzando un signo de corazón con ambas manos.

Cowing dijo que se le ocurrió la idea para que Chase pueda “saber que esto es para él.”

Simultáneamente con la llegada de su hijo recién nacido a mediados de noviembre, Cowing también se familiarizó con su nuevo mariscal de campo titular, Gavin Hardison, en las últimas semanas de la temporada 2019. Los dos conectaron cinco veces contra UAB el 16 de noviembre, el mismo día en que nació Chase, para 85 yardas y otras cinco veces para 39 yardas contra Rice el 30 de noviembre.