Deportes

Los grandes del futbol mexicano, ¿mito o realidad?

De acuerdo con Miguel Arizpe, periodista de Reforma, en México solamente hay dos equipos que reúnen las características para ser denominados “grandes”

Reforma

Reforma

lunes, 01 abril 2019 | 17:49

Ciudad de México— “¡Los 4 grandes del futbol mexicano!”... se regodean muchos al decirlo, pero cabe preguntar: ¿realidad o mito?

Miguel Arizpe, periodista de Reforma, realizó un artículo acerca de la supuesta grandeza de los clubes en el futbol mexicano y esto es lo que logró concluir.

Durante décadas se ha leído y escuchado que en México existen “4 equipos grandes”, América, Guadalajara, Cruz Azul y Pumas, y el resto de las plantillas, aunque no todos los llamados grandes cumplan (tal vez) ni con un 50 por ciento de lo que debe tener un equipo para merecer esa etiqueta.

La historia, la fama y el centralismo con el que se ha vivido por décadas en este país se ha encargado de alimentar el cerebro de cada aficionado de que ésa es la verdad, aunque ésta diste considerablemente de la realidad actual.

Es como si porque el fax y el teléfono con disco fueron los medios más importantes y sofisticados en los años 60 y 70, sólo por eso hoy deben seguir siéndolo “porque tienen historia en el mundo de las comunicaciones”.

Esos aparatos ¿son útiles en la actualidad?, ¿son los más importantes en pleno 2019?, ¿son los más eficaces?, ¿nadie los ha sustituido por otros más modernos? 

Así es en el futbol. Y de acuerdo con Miguel Arizpe, llegó el momento de que a nivel nacional se replanteen realidades, de que se cuestione lo que por décadas se ha permitido nada más por ser equipos de la capital (más Chivas) y por haber tenido años muy importantes en los años 50, 60 y 70.

¿Se debe seguir aceptando que se hable de “los 4 grandes” sólo porque la historia y el centralismo en el que vivimos en esta nación lo ha inculcado? Todo en esta vida cambia, pero parece que para muchos el futbol debe seguir viéndose igual nada más porque hace décadas así se vivía, impulsaba y aceptaba.

“El que rechaza el cambio es el arquitecto de la decadencia. La única institución humana que rechaza el progreso es el cementerio”.

Ésas sabias palabras las dijo Harold Wilson, político del partido laborista Británico y Primer Ministro del Reino Unido, a mediados del siglo pasado.

¿Cruz Azul y Pumas son verdaderamente grandes de México en pleno 2019? Si vivimos con el pasado, hasta en el 3089 lo serán.

Si nos dejamos de clichés, no lo son más.

¿Cuál es la diferencia entre grande y popular? 

Primero hay que aclarar que no es lo mismo ser grande que ser popular.

¿Existen equipos grandes en México?, sí.

¿Sabemos lo que es un equipo grande?, ¿no habrán pasado ya de ser “grandes” a “populares”? Sin duda alguna las respuestas a esas preguntas nos aclararán parte del tema, de la discusión y de la realidad que dista mucho de la que se vivía en los años 80.

¿Qué es ser grande? Para ser grande se tiene que demostrarlo, vivirlo año con año, torneo tras torneo y eso se tiene que reflejar con títulos.

No podemos esperar que un grande siempre quede campeón, no.

Eso es imposible.

¿Qué se debe esperar para que un equipo se considere grande en la actualidad?

- Que se arme cada torneo para buscar el título, que si bien no lo consiga cada año, sí sea constantemente monarca.

- Que tenga economía para salir delante de algún bache y arme sus equipos con figuras que lo mantengan arriba y no ande navegando en la mediocridad.

- Que tenga el dominio de la Liga, es decir, que 8 de cada 10 torneos esté entre los mejores 3, o al menos dispute siempre en lo alto.

- Que tenga un arrastre no sólo nacional por la historia de hace décadas y la influencia de los medios de comunicación, sino en su propia casa.

Hay que aclarar que estos 4 equipos tiene más rating por una sencilla razón: JAMÁS, como locales, son transmitidos por Pago por Evento, en tele cerrada, en tele de paga.

A ellos siempre los transmiten abierto y a los demás en muchas ocasiones en tele de paga. Por eso son más populares. Siempre están en el aparador.

América por su poderío, por su riqueza, por su afición a nivel nacional, por sus títulos (13, el que más), por su historia, por su arrastre, por su institución, por su mentalidad, porque siempre se arma para ser campeón, porque si no lo son ellos mismos aceptan el fracaso.

El América es, hoy por hoy, un equipo grande, pues reúne el mayor número de características para serlo.

El otro es el Guadalajara. Si bien su grandeza deportiva y de números es de hace 50 años, lo cual es cuestionable, también es cierto que su etiqueta se la gana por su arrastre, por su importancia y que -a pesar de navegar en la mediocridad durante muchos años (con contadas excepciones positivas)- su poderío a nivel nacional no cesa, no se cuestiona y siguen amándolo como en el Siglo XX.

Chivas es la excepción de la grandeza sin resultados consistentes en 50 años. ¿Y Pumas y Cruz Azul? He ahí la diferencia entre los todavía grandes y los ya populares.