Deportes

La vez que Tecos y Atlas rechazaron a Maradona

Existen algunos episodios que no terminaron de escribirse y se quedaron solamente en la línea imaginaria

Omar Fares
Agencia Reforma

miércoles, 25 noviembre 2020 | 16:44

Archivo Reforma

Diego Armando Maradona tuvo algunos pasos fugaces por Guadalajara como invitado especial a un partido de Copa Libertadores y como técnico de Dorados.

Pero también está presente el famoso "hubiera", y en el caso de un personaje tan mediático, existen algunos episodios que no terminaron de escribirse y se quedaron solamente en la línea imaginaria.

Tecos no lo quiso

En el Invierno 1998, Tecos había despedido a Víctor Manuel Vucetich, y en su lugar había dejado a Jorge Martínez. Pero el ex jugador argentino Jorge Gabrich, quien conocía a la familia Leaño, daba sus primeros pasos como promotor y ofreció los servicios de Maradona a Tecos.

Sin embargo, la respuesta fue negativa ya que la ideología de derecha de la Universidad Autónoma de Guadalajara chocaba con las ideas del "Pelusa". Así, lo que pudo ser el inicio de la primera aventura de Maradona como técnico en México, quedó descartada.

Atlas lo rechazó

Para 2013, Tomás Boy decidió no renovar con el Atlas, por lo cual la directiva se avocó a buscar un nuevo entrenador.

Entre los candidatos que tenían en la lista y otros que se apuntaban, apareció de pronto la oferta de un promotor que llamó al teléfono del entonces presidente Carlos Martín del Campo para ponerse a su disposición y decirle que Diego Maradona estaba disponible.

Había un vínculo importante para facilitar la llegada y el eventual trabajo de Diego en Atlas, ya que el entrenador de porteros de los Zorros era Gustavo Piñeiro, quien había colaborado con el 10 en su etapa como técnico de la Selección de Argentina en el Mundial de Sudáfrica 2010.

Pero fichar a Maradona suponía demasiado gasto para una directiva que además de estar en sus últimos meses como Asociación Civil, también preparaba un cambio de presidente, por lo que el sucesor Eugenio Ruiz Orozco descartó la idea.

Amarga visita

Para 2008, el Atlas se clasificó a la Copa Libertadores de América, y en la Fase de Grupos enfrentó al Boca Juniors, el equipo más amado por Diego Maradona.

En el juego disputado en el Estadio Jalisco, el ex capitán de Argentina fue invitado especial por el cantante tapatío, Alejandro Fernández.

La visita de Maradona fue relampagueante por territorio tapatío. El entonces presidente del Atlas, Fernando Acosta, quería obsequiarle una camisa rojinegra con el estampado de su nombre y el número 10, pero Maradona se negó.

Sin embargo el empresario Jimmy Goldsmith (QEPD) lo convenció para que conociera a los jugadores de su equipo el Cihuatlán de la Liga de Ascenso, con los que sí accedió a tomarse una foto. Después, Maradona, con un fuerte dispositivo de seguridad, se trasladó al Jalisco para presenciar en un palco el partido en el que Atlas ganó 3-1 a Boca.

El 'patrón' en el Jalisco

Dorados de Sinaloa sorprendió al mundo en el Apertura 2018 al contratar a Diego Armando Maradona para sustituir a Francisco Ramírez.

En el Clausura 2019, Diego arribó a Guadalajara el 5 de marzo para enfrentar al día siguiente a Leones Negros en partido de la desaparecida Liga de Ascenso. A su llegada aproximadamente a las 8 de la noche, apareció en el pasillo de las llegadas nacionales custodiado por elementos de seguridad.

Ya para entonces se sabía que estaba sometido a un tratamiento de ansiolíticos que le provocaban el andar lento y el arrastre de sus palabras. Pero aquella ocasión, Maradona se notaba lúcido aunque sumergido en la música de sus audífonos, en su paso rumbo al autobús que trasladaría al equipo al hotel de concentración, Diego tarareaba alguna melodía, subió, se sentó y siguió cantando con un intento de baile moviendo los brazos.

La noche del 6 de marzo, Maradona pisó por primera y única vez el césped del Jalisco, y desde el banquillo presenció el empate 0-0 de Dorados ante Leones Negros.

Ya sin la energía de antes, Maradona prefirió permanecer sentado en su banca y solo se levantó para reclamar tarjetas en contra del rival, para devolver un balón ya sin la magia de su pie izquierdo, además de aplaudir a sus jugadores.

En la conferencia de prensa, Maradona estuvo elocuente, y habló de cómo su equipo se había recuperado tras un mal inicio de torneo en el cual él no estuvo presente, y destacaba con la seguridad que siempre lo distinguió.

"Había jugadores lesionados que no habían agarrado el ritmo, entonces yo les dije: 'acá llegó el patrón', y cuando dije 'llegó el patrón' todos se pusieron a trabajar, y ése es el secreto, es la clave", dijo Maradona, entre otros temas.

Fue la segunda vez que Maradona estuvo en el Jalisco y la última.

close
search