Deportes

Caen Chivas ahora ante Boca Juniors

Oribe Peralta, ya como titular, fue un fantasma y terminó por ser relevado

Reforma

domingo, 07 julio 2019 | 00:07

Ya no fue por goleada, pero el Guadalajara volvió a perder en pretemporada, ahora 2-0 frente a Boca Juniors, el otro grande del futbol de la liga Argentina, para cerrar con su segunda derrota consecutiva su participación en la Colossus Cup.

Alexis Mac Allister, al minuto 31, soltó un tiro lejano desde fuera del área para el 1-0 de los xeneizes, mientras que Darío Benedetto clavó el 2-0 al 42', al aprovechar un rebote, tras el rechace del portero Toño Rodríguez.

El dominio inicial de Boca hizo pensar que a las Chivas se le vendría otra tormenta encima, pero poco a poco fueron equilibrando el duelo con un mejor control del balón.

Rolando Zárate mandó un remate al travesaño desde el minuto 3, luego, al 25', el mismo delantero boquense metió un cabezazo que exigió a José Antonio Rodríguez con un manotazo salvador.

Tomás Boy lo había advertido antes de viajar a Seattle, que difícilmente sus Chivas se llevarían otra vapuleada como la del 5-1 que les recetó el River Plate hace una semana, aunque su escuadra sigue en proceso de encontrar su mejor ritmo.

Lo preocupante del chiverío es que la pareja de centrales de Hiram Mier y Oswaldo Alanís sigue mostrando huecos por momentos.

En el primer gol del encuentro Toño se quedó atorado en el césped artificial y sólo vio como el balón entró a su portería sin poder hacer nada.

Alanís, con un disparo desde media cancha, intentó sorprender al portero con un tiro con efecto, pero el balón se quedó cerca.

Luego, Isaac Brizuela se perdió otra en un remate muy desviado hacia la tribuna después de un largo trazo de Alanís desde el centro del campo.

Eduardo López intentó meter dos balones filtrados, pero en ambos tomó a los delanteros en posición fuera de juego.

Oribe Peralta, ya como titular, fue un fantasma y terminó por ser relevado.

Alan Pulido ahora en rol de capitán, tuvo una opción dentro del área, pero al disparar le pegó mal y débil al balón.