Deportes

Brillante empuje

Los jóvenes futbolistas Omar Pánuco y Javier Nevárez cumplen con una destacada actuación en el triunfo de Bravos sobre Veracruz en la Copa MX

Jesús Ángel Rodríguez / El Diario
sábado, 16 marzo 2019 | 06:00
Marco Tapia

Nada como el sabor de la victoria, pero mejor aun poder ser parte de ella, así fue la experiencia de los futbolistas juarenses Omar Antonio Pánuco y Francisco Javier Nevárez, que tuvieron participación durante todo el partido que Bravos derrotó a Veracruz en penales y logró su inédito pase a semifinales de Copa MX.
“Fue un partido muy complicado, pero fue una alegría enorme ver el estadio casi lleno. El equipo se paró muy bien, esa desconcentración en el último minuto nos costó, pero supimos reponernos”, comentó Pánuco Padilla, que dio un pase para gol contra los escualos.
Con cinco partidos jugados en Tercera División, Omar cumplió con su tercera intervención con el primer equipo en copa.
“Me he sentido muy bien, el equipo y mis compañeros me han arropado muy bien, todo el cuerpo técnico me ha dado la confianza para jugar, siento que he hecho un buen papel”, aseveró el delantero del equipo fronterizo.
Omar confía en que el duelo ante los Pumas, en la semifinal del torneo, la afición de nueva cuenta apoye al club juarense y poder llegar a la final, donde recibiría al ganador del partido entre Xolos de Tijuana y América.
“Fue una alegría enorme para mí, como para mi familia, representar al equipo de mi ciudad, de mis amores; yo lo soñaba, y sólo me queda echarle ganas y sudar la camisa”, expresó el dorsal 182.
Tanto Omar como Javier fueron utilizados por el entrenador Gabriel Caballero para cumplir con la regla de menores, que establece que los equipos deben completar 180 minutos de juego obligatorios por futbolistas menores.
“Ya me siento más unido con el equipo, más arropado, ya tuve un torneo de copa con ellos, éste es mi segundo y me siento con más confianza”, manifestó a su vez Nevarez Pulgarín.
Javier debutó con el primer equipo de Bravos en la Copa MX del Clausura 2018, precisamente ante los Pumas de la UNAM.
En ese encuentro que se perdió tres por cero, el jugador juarense estuvo en el campo 19 minutos.
Para la Copa del Apertura 2018 vio actividad en tres duelos: dos ante Tijuana y uno más ante Toluca.
También tuvo participación en el Ascenso MX de ese torneo ante Celaya, Potros y Correcaminos.
En este Clausura 2019 ya intervino en la fase regular frente a Puebla y Tampico, y en la Liga estuvo presente en la jornada uno en la que Bravos cayó ante Alebrijes.
“Primero Dios y nos podamos ver en la final, jugando en casa; pero primero tenemos que hacer nuestro trabajo ante Pumas, un equipo de Primera División al que no se le puede menospreciar de ninguna manera”, dijo el mediocampista.