De política y cosas peores | Caótico nuevo gobierno | Opinion

Opinión

Diario.mx: Edición Cd. Juárez, Chihuahua, México | Últimas Noticias
Registrate El Diario Regístrate aquí

En tu Mail

Facebook El Diario Twitter El Diario

Miércoles 12 Diciembre 2018 | 

5

27

52

Secciones

Miércoles 12 Diciembre 2018 | 

5

27

52

Buscador | Diario.mx
Registrate El Diario Regístrate aquí

En tu Mail

Facebook El Diario Twitter El Diario


De política y cosas peores | Caótico nuevo gobierno

Armando Fuentes
Escritor | Miércoles 05 Diciembre 2018 | 00:01:00 hrs

Ciudad de México.- ¿Por qué la esposa de don Cornífero se hallaba en la cama si el reloj marcaba ya la una de la tarde? El señor, viajante de comercio, había regresado sin aviso de un prolongado periplo, y se amoscó al ver así a su cónyuge, tendida en el no tendido lecho y en un estado de agitación nerviosa que no podía disimular. Don Cornífero hizo lo que cualquier marido en su caso habría hecho: abrió la puerta del clóset. En su interior estaba un individuo en cueros, quiero decir nudo, corito, descalzo de los pies a la cabeza. "¿Quién es usted?" -le preguntó el esposo hecho una furia. Era imposible que el interrogado sacara su tarjeta de presentación. Estaba, como dice el vulgarismo, en pelota. Respondió, sin embargo: "Soy el exterminador de termitas". "¿Exterminador de termitas? -se atufó don Cornífero-. ¿Así, sin ropa?". El individuo fingió revisarse y dijo luego: "Caramba. El problema es más grave de lo que yo creía". "Este hogar es católico". Así rezaba en tiempos ya pasados el letrero que muchos ponían en la ventana de su casa para evitar la visita de misioneros evangélicos. Alguien con buen sentido del humor puso su propio cartel: "Este hogar es caótico". Así, caótico, se ve el nuevo gobierno. Caos en lo del aeropuerto de Texcoco; caos en lo de Taibo II; caos en lo del ajuste de salarios, en lo de los súper delegados o virreyes, en lo de la reducción del precio de la gasolina. Cuando AMLO era candidato actuaba como presidente; llegó incluso a ceñir una apócrifa y espuria banda presidencial. Ahora que es presidente actúa como candidato, según lo mostró en su discurso de toma de posesión, abundante en promesas, parco en explicaciones para fundar su cumplimiento. Aún los mayores críticos de López Obrador tendrán -tendremos- que reconocer que es el mandatario más cercano a la gente en la historia de este país. Cada vez que sale es aplaudido, como cuando subió hace días al avión comercial que lo llevaría a Veracruz. Los pasajeros rompieron a aplaudir al verlo actuar con espíritu republicano, sin el boato y costosísima parafernalia que acompañaba a los anteriores mandatarios. Pero esa humildad que en público demuestra, y que evidencia una sincera, auténtica intención de austeridad y honestidad personales, contrasta con la prepotencia de expresiones suyas tales como ésa de "me canso ganso", o la de "he tomado las riendas del poder". Ya no anda en campaña AMLO. Ahora es presidente de la República. Se debe a México y a los mexicanos, a todos, incluso a quienes no le dimos nuestro voto. Le toca ahora gobernar con tino, prudencia y buen juicio a fin de hacer el bien a la Nación y no causarle daño. En "la soledad de su despacho" López Obrador encontrará mejores formas de trabajar por el país que en largos discursos de plaza pública o en palabras y acciones tendientes a acrecentar su popularidad.  "¿Cuáles son las tres partes del cuerpo de la mujer que, según las estadísticas, el hombre besa primero antes de proceder a realizar el acto del amor?".  El concursante en el programa de preguntas y respuestas vaciló. "Los labios" -aventuró inseguro. "Muy bien" -confirmó el conductor del programa. "El cuello" -prosiguió dudoso. "¡Correcto! -exclamó el otro-. Y ahora, por el gran premio de los 64 pesos (también ahí había llegado la austeridad), díganos cuál es la tercera parte del cuerpo de la mujer que el hombre besa antes del acto del amor". El concursante había llevado consigo a un asesor francés, pues ya se sabe que los franceses tienen fama de dominar las artes amatorias. Se volvió hacia él para pedirle ayuda. Le dijo el hombre: "A mí no me preguntes, mon ami. Yo ya me equivoqué en las primeras dos respuestas". FIN.  ​

 



  • comentarios

Los comentarios que en la sección de arriba se vierten son responsabilidad de los participantes. Ayúdenos a mantener un intercambio de ideas sano denunciando, mediante un en el ícono de la bandera, cada participación que considere inapropiada. Si el comentario no cumple con LAS REGLAS, será eliminado. Consulte aquí el reglamento.

Bienvenido a nuestro servicio de comentarios. Lo invitamos a analizar, comentar y cuestionar los artículos y reportajes que publica El Diario. Para mantener un intercambio de ideas sano para todos nuestros usuarios, es necesario que siga las reglas que a continuación detallamos. Al participar en el servicio de comentarios usted acepta la aplicación de estas normas.

Usted acepta que es totalmente responsable por el contenido que publica.

No publicará intencionalmente contenido que viole el derecho de autor, marcas registradas, patentes o cualquier otra propiedad intelectual de una tercera persona.

No difundirá contenido difamatorio, obsceno o agresivo que viole el derecho de una tercera persona a la privacidad de acuerdo a las leyes municipales, estatales, federales o incluso internacionales o que sea considerado inapropiado. Indemnizará a Publicaciones Paso del Norte(*), sus empleados y empresas afiliadas de todas y cada una de las demandas y/o dátos (incluyendo, pero no limitándose a honorarios de abogados) que sean presentadas por terceras personas en relación con el contenido que usted publicó. No redactará contenido que discrimine a otras personas por su género, raza, origen étnico, nacionalidad, religión, preferencias sexuales, discapacidades o cualquier otra categoría.

Usted entiende y acepta que El Diario no es responsable por el contenido publicado por terceras personas.
Es de su entendimiento que en los foros de discusión, El Diario supervisa el contenido publicado y se reserva el derecho de eliminar, editar o alterar el contenido que parezca inapropiado por cualquier motivo sin pedir el consentimiento del autor. Nos reservamos el derecho de acuerdo a nuestro propio criterio de retirarle a un usuario el derecho a publicar contenido en nuestro sitio.

Entiende y acepta que los foros de discusión deben ser usados sin propósitos comerciales.
No solicitará recursos o apoyos económicos. No promoverá empresas comerciales o realizará actividades comerciales de ningún tipo en nuestros foros de discusión.

Usted entiende y acepta que el uso de cualquier información obtenida a través de los foros de discusión es bajo su propio riesgo.
El Diario de ninguna manera respalda el contenido que los usuarios difunden, y no puede ni se hará responsable de su veracidad.

Con cada contenido que usted publica, otorga a El Diario sin pago de regalías la licencia irrevocable, perpetua, exclusiva y totalmente sublicenciable para usar, reproducir, modificar, adaptar, publicar, traducir, crear trabajos derivados de, distribuir, realizar y mostrar dicho contenido en su totalidad o partes a nivel mundial y para incorporarlos en sus trabajos de cualquier modo conocido actualmente o desarrollado con posterioridad.







Inicie sesión con cualquiera de las siguientes redes sociales: