Ganso cansado | Opinion

Opinión

Diario.mx: Edición Cd. Juárez, Chihuahua, México | Últimas Noticias
Registrate El Diario Regístrate aquí

En tu Mail

Facebook El Diario Twitter El Diario

Miércoles 12 Diciembre 2018 | 

5

29

37

Secciones

Miércoles 12 Diciembre 2018 | 

5

29

37

Buscador | Diario.mx
Registrate El Diario Regístrate aquí

En tu Mail

Facebook El Diario Twitter El Diario


Ganso cansado

Sergio Sarmiento | Martes 04 Diciembre 2018 | 00:01:00 hrs

Ciudad de México.- Las obras del nuevo aeropuerto de Texcoco continúan. Los miles de trabajadores no han sido despedidos todavía y continúan laborando. Si bien algunos comentaristas interpretaron el anuncio como una señal de que la racionalidad prevalecería y se reviviría el proyecto, la realidad es otra.  ​

El propósito de continuar las obras, dijo ayer el presidente López Obrador, "es mantener el fideicomiso, según entiendo, para respaldar los bonos, para que el gobierno cumpla, es nuestra palabra, y que los inversionistas no pierdan, que estas inversiones se garanticen". Reiteró, sin embargo, que la cancelación del aeropuerto es "la decisión que se tomó".  ​

Por lo pronto, el nuevo gobierno no cumplió con su promesa de frenar las obras el primer día. Una cancelación así de drástica, no obstante, habría violado los contratos y provocado una suspensión de pagos, la cual habría detonado demandas multimillonarias de los tenedores de los bonos con los que se ha financiado el proyecto. El Grupo Aeroportuario de la Ciudad de México y el gobierno mexicano habrían sido llevados a los tribunales de Nueva York. La calificación de todos los bonos del gobierno mexicano, y de muchos privados también, se habría desplomado, lo cual habría provocado mayores pagos de intereses.  ​

Para evitar lo anterior, el gobierno de López Obrador ha lanzado una oferta de recompra de mil 800 millones de dólares de bonos del aeropuerto, de los 6 mil millones en el mercado, con la idea de reducir el pasivo y tener una cancelación ordenada. No se ha explicado de dónde saldrán los mil 800 millones de dólares con los que se comprarán los bonos.  ​

Mientras tanto, las obras del nuevo aeropuerto continúan a pesar de que no hay ninguna intención de continuar el proyecto. Lo que se está construyendo tendrá que ser destruido después. Es un triste símbolo del inicio de un gobierno.  ​

La decisión política parece inamovible. No se trata sólo de una promesa de campaña, sino de una vieja convicción de López Obrador, que desde siempre se ha opuesto al aeropuerto de Texcoco. La consulta ciudadana de octubre, en la que sólo participó el 1 por ciento de los ciudadanos, buscó justificar la decisión, pero significó también un compromiso político. López Obrador no podrá ya desistirse porque hizo del aeropuerto un símbolo del viejo régimen y de su presunta corrupción.  ​

La cancelación del aeropuerto, sin embargo, tendrá un costo enorme para México y para los mexicanos. Habrá que rembolsar no sólo las inversiones ya realizadas y las que están financiadas, sino pagar el costo, que nadie ha calculado, de devolver el terreno a su condición original, como lo exige la ley. También hay trabajos de remediación ecológica que habrá que continuar aunque se cancele el proyecto.  ​

Todo este esfuerzo sólo servirá para dejarnos un sistema de tres aeropuertos que no tendrán conectividad, que no contribuirán al desarrollo de la industria turística o aeronáutica, que no podrán concluirse en tres años -aunque se canse el ganso- sin violar o enmendar la ley y que tendrán un costo quizá superior al de terminar de construir un aeropuerto en Texcoco que sí sería un importante centro de conexiones.  ​

Yo no sé si los contratos del aeropuerto eran corruptos, pero el propio López Obrador parece negarlo al declarar que dará nuevos proyectos a los mismos contratistas. Lo que sí sé es que las malas decisiones pueden costar más que la corrupción. 



¡Bajan homicidios!

La Cuarta Transformación ya está teniendo resultados. En su conferencia de prensa de ayer el presidente declaró que el número de homicidios bajó de 68 a 50 diarios en sus dos primeros días de gobierno, "con la aclaración -dijo- que estamos verificando la fuente". 

Twitter: @SergioSarmiento

 



  • comentarios

Los comentarios que en la sección de arriba se vierten son responsabilidad de los participantes. Ayúdenos a mantener un intercambio de ideas sano denunciando, mediante un en el ícono de la bandera, cada participación que considere inapropiada. Si el comentario no cumple con LAS REGLAS, será eliminado. Consulte aquí el reglamento.

Bienvenido a nuestro servicio de comentarios. Lo invitamos a analizar, comentar y cuestionar los artículos y reportajes que publica El Diario. Para mantener un intercambio de ideas sano para todos nuestros usuarios, es necesario que siga las reglas que a continuación detallamos. Al participar en el servicio de comentarios usted acepta la aplicación de estas normas.

Usted acepta que es totalmente responsable por el contenido que publica.

No publicará intencionalmente contenido que viole el derecho de autor, marcas registradas, patentes o cualquier otra propiedad intelectual de una tercera persona.

No difundirá contenido difamatorio, obsceno o agresivo que viole el derecho de una tercera persona a la privacidad de acuerdo a las leyes municipales, estatales, federales o incluso internacionales o que sea considerado inapropiado. Indemnizará a Publicaciones Paso del Norte(*), sus empleados y empresas afiliadas de todas y cada una de las demandas y/o dátos (incluyendo, pero no limitándose a honorarios de abogados) que sean presentadas por terceras personas en relación con el contenido que usted publicó. No redactará contenido que discrimine a otras personas por su género, raza, origen étnico, nacionalidad, religión, preferencias sexuales, discapacidades o cualquier otra categoría.

Usted entiende y acepta que El Diario no es responsable por el contenido publicado por terceras personas.
Es de su entendimiento que en los foros de discusión, El Diario supervisa el contenido publicado y se reserva el derecho de eliminar, editar o alterar el contenido que parezca inapropiado por cualquier motivo sin pedir el consentimiento del autor. Nos reservamos el derecho de acuerdo a nuestro propio criterio de retirarle a un usuario el derecho a publicar contenido en nuestro sitio.

Entiende y acepta que los foros de discusión deben ser usados sin propósitos comerciales.
No solicitará recursos o apoyos económicos. No promoverá empresas comerciales o realizará actividades comerciales de ningún tipo en nuestros foros de discusión.

Usted entiende y acepta que el uso de cualquier información obtenida a través de los foros de discusión es bajo su propio riesgo.
El Diario de ninguna manera respalda el contenido que los usuarios difunden, y no puede ni se hará responsable de su veracidad.

Con cada contenido que usted publica, otorga a El Diario sin pago de regalías la licencia irrevocable, perpetua, exclusiva y totalmente sublicenciable para usar, reproducir, modificar, adaptar, publicar, traducir, crear trabajos derivados de, distribuir, realizar y mostrar dicho contenido en su totalidad o partes a nivel mundial y para incorporarlos en sus trabajos de cualquier modo conocido actualmente o desarrollado con posterioridad.







Inicie sesión con cualquiera de las siguientes redes sociales: