Opinión El Paso

Diario.mx: Edición Cd. Juárez, Chihuahua, México | Últimas Noticias
Registrate El Diario Regístrate aquí

En tu Mail

Facebook El Diario Twitter El Diario

Lunes 18 Diciembre 2017 | 

11

36

51

Secciones

Lunes 18 Diciembre 2017 | 

11

36

51

Buscador | Diario.mx
Registrate El Diario Regístrate aquí

En tu Mail

Facebook El Diario Twitter El Diario

La reforma fiscal, un atraco a la clase media

Editorial/The New York Times | Domingo 03 Diciembre 2017 | 00:01:00 hrs

Con apenas un voto de sobra la madrugada del sábado, el Senado aprobó un proyecto de reforma fiscal que confirma que el objetivo principal de los líderes republicanos es enriquecer a la élite del país a expensas de todos los demás, incluidas las generaciones futuras que terminarán asumiendo el costo. La aprobación de este saqueo del erario público por parte de las corporaciones y los ricos hace que sea casi seguro que el presidente Donald Trump firmará este o un proyecto de ley similar en los próximos días.

Se espera que el proyecto de ley agregue más de 1.4 trillones de dólares al déficit federal en la próxima década, una deuda que pagarán los pobres y la clase media en futuros aumentos de impuestos y recortes de gastos a Medicare, el Seguro Social y otros programas gubernamentales. Sus modestos recortes de impuestos para la clase media desaparecen después de ocho años. Y 13 millones de personas pueden perder su seguro de salud porque la ley hace un gran cambio en la Ley de Cuidado de Salud Asequible.

Sin embargo, los republicanos encontraron la manera de dar un recorte impositivo gigante y permanente a corporaciones como Apple, General Electric y Goldman Sachs, ahorrándoles a esas empresas decenas de miles de millones de dólares.

Debido a que el Senado reescribió su proyecto de ley en el último minuto, sólo los negociadores sabían lo que votó la Cámara. Sin duda, habrá muchas sorpresas desagradables cuando ambas cámaras trabajen para aprobar la legislación final que Trump firmará.

Los votos para el proyecto de ley de Susan Collins de Maine y John McCain y Jeff Flake de Arizona fueron particularmente desalentadores. Collins, quien ayudó a hundir un esfuerzo para derogar efectivamente el Obamacare en septiembre, votó a favor de un proyecto de ley de impuestos que dejará un enorme vacío en la ley de Salud al derogar su requisito de que la mayoría de las personas tenga seguro o pague una multa. Ella canjeó su voto por una deducción por impuestos a la propiedad y promesas vacías de Trump y el líder de la mayoría, Mitch McConnell, de que ayudarían a apuntalar la ACA, que han intentado sabotear repetidamente.

McCain, que anteriormente votó en contra de los recortes de impuestos en la era de Bush porque estaban muy inclinados a favor de los ricos en lugar de la clase media, parecía indiferente a que este proyecto de ley fuera aún peor en ese sentido.

Luego está Flake, quien ha hablado poderosamente contra Trump y que no está buscando la reelección. Cedió sobre la base de vagas garantías sobre la protección de los “dreamers”, jóvenes inmigrantes indocumentados traídos al país cuando eran niños.

Los republicanos ofrecieron una fantasía tras otra para defender sus recortes de impuestos. Por ejemplo, la Casa Blanca ha dicho que reducir el impuesto corporativo al 20 por ciento del 35 por ciento conducirá a un auge en la inversión y los salarios, un argumento disputado por la mayoría de los economistas creíbles.

Casi todas esas ganancias adicionales enriquecerán a los altos ejecutivos y accionistas, dicen los expertos.

El secretario del Tesoro, Steven Mnuchin, nunca produjo un análisis que respalde la afirmación de la administración de que los recortes de impuestos pagarían por sí mismos. No es difícil de ver el porqué. El Comité Conjunto sobre Tributación, el Centro de Política Fiscal de Urban-Brookings y otros expertos dicen que el proyecto de ley no se acercaría a pagar por sí mismo.

Por su parte, Trump ha afirmado en repetidas ocasiones con franqueza que la reforma fiscal le perjudicaría personalmente. De hecho, le dará a él y a su familia una ganancia inesperada. Eso se debe a que el proyecto de ley del Senado ofrecerá una generosa exención de impuestos para los ingresos que la gente gana a través de corporaciones de responsabilidad limitada, asociaciones y otras llamadas empresas de transferencia que no pagan impuestos antes de pasar las ganancias a los propietarios. Según el proyecto de ley del Senado, el presidente podrá reclamar una deducción del 23 por ciento sobre las ganancias que gane a través de sus más de 500 negocios de transferencia.

Podemos esperar que las mentiras sean aún más descaradas a medida que los republicanos traten de defender esta terrible ley. Pero ninguna cantidad de prevaricación puede cambiar el hecho de que el Congreso y Trump están dando un gran obsequio a sus donantes y están relegando al resto del país.


  • comentarios

Los comentarios que en la sección de arriba se vierten son responsabilidad de los participantes. Ayúdenos a mantener un intercambio de ideas sano denunciando, mediante un en el ícono de la bandera, cada participación que considere inapropiada. Si el comentario no cumple con LAS REGLAS, será eliminado. Consulte aquí el reglamento.

Bienvenido a nuestro servicio de comentarios. Lo invitamos a analizar, comentar y cuestionar los artículos y reportajes que publica El Diario. Para mantener un intercambio de ideas sano para todos nuestros usuarios, es necesario que siga las reglas que a continuación detallamos. Al participar en el servicio de comentarios usted acepta la aplicación de estas normas.

Usted acepta que es totalmente responsable por el contenido que publica.

No publicará intencionalmente contenido que viole el derecho de autor, marcas registradas, patentes o cualquier otra propiedad intelectual de una tercera persona.

No difundirá contenido difamatorio, obsceno o agresivo que viole el derecho de una tercera persona a la privacidad de acuerdo a las leyes municipales, estatales, federales o incluso internacionales o que sea considerado inapropiado. Indemnizará a Publicaciones Paso del Norte(*), sus empleados y empresas afiliadas de todas y cada una de las demandas y/o dátos (incluyendo, pero no limitándose a honorarios de abogados) que sean presentadas por terceras personas en relación con el contenido que usted publicó. No redactará contenido que discrimine a otras personas por su género, raza, origen étnico, nacionalidad, religión, preferencias sexuales, discapacidades o cualquier otra categoría.

Usted entiende y acepta que El Diario no es responsable por el contenido publicado por terceras personas.
Es de su entendimiento que en los foros de discusión, El Diario supervisa el contenido publicado y se reserva el derecho de eliminar, editar o alterar el contenido que parezca inapropiado por cualquier motivo sin pedir el consentimiento del autor. Nos reservamos el derecho de acuerdo a nuestro propio criterio de retirarle a un usuario el derecho a publicar contenido en nuestro sitio.

Entiende y acepta que los foros de discusión deben ser usados sin propósitos comerciales.
No solicitará recursos o apoyos económicos. No promoverá empresas comerciales o realizará actividades comerciales de ningún tipo en nuestros foros de discusión.

Usted entiende y acepta que el uso de cualquier información obtenida a través de los foros de discusión es bajo su propio riesgo.
El Diario de ninguna manera respalda el contenido que los usuarios difunden, y no puede ni se hará responsable de su veracidad.

Con cada contenido que usted publica, otorga a El Diario sin pago de regalías la licencia irrevocable, perpetua, exclusiva y totalmente sublicenciable para usar, reproducir, modificar, adaptar, publicar, traducir, crear trabajos derivados de, distribuir, realizar y mostrar dicho contenido en su totalidad o partes a nivel mundial y para incorporarlos en sus trabajos de cualquier modo conocido actualmente o desarrollado con posterioridad.

Inicie sesión con cualquiera de las siguientes redes sociales: