*

Opinión El Paso

Logo El Diario
Registrate El Diario Regístrate aquí

En tu Mail

Facebook El Diario Twitter El Diario

Jueves 08 Diciembre 2016 | 

11

03

18

Secciones

Jueves 08 Diciembre 2016 | 

11

03

18

Registrate El Diario Regístrate aquí

En tu Mail

Facebook El Diario Twitter El Diario

Las revelaciones de WikiLeaks sobre Hillary Clinton

Andrés Oppenheimer/El Nuevo Herald | Sábado 15 Octubre 2016 | 00:01:00 hrs

Miami – He leído algunas de las revelaciones de WikiLeaks sobre las supuestamente escandalosas declaraciones de Hillary Clinton en sus discursos a puertas cerradas a grupos de banqueros. Y, para ser honestos, lo que dijo la candidata no merece más que elogios.

Lo que dijo Clinton en sus discursos pagados a banqueros de Wall Street es parte de los miles de correos electrónicos robados del buzón de John Podesta, director de campaña de Clinton, y dados a conocer por WikiLeaks con posible ayuda del Gobierno ruso, según funcionarios estadounidenses. La campaña de Clinton dice que WikiLeaks está ayudando abiertamente al candidato republicano Donald Trump.

Una de las revelaciones que WikiLeaks y la campaña de Trump habían presentado como más vergonzosa para Clinton fue su declaración sobre el libre comercio supuestamente hecha en un discurso a un banco brasileño en el 2013.

En ese discurso, según el correo robado, Clinton dijo: "Mi sueño es un mercado común hemisférico, con libre comercio y fronteras abiertas, en algún momento del futuro". Clinton agregó que "necesitamos un plan concertado para aumentar el comercio" hemisférico, y que "tenemos que resistir el proteccionismo".

¡Bravo! No podría estar más de acuerdo. Dicho sea de paso, ésa ha sido la posición de todos los recientes Presidentes republicanos y demócratas desde Ronald Reagan hasta George W. Bush. Y es una postura que también ha sido asumida parcialmente por el Presidente Obama, quien apoya el Acuerdo Transpacífico de Cooperación Económica (TPP), que facilitaría el libre comercio entre Estados Unidos y 11 países de Asia y América Latina.

Desafortunadamente, Clinton no dice eso en público en estos días. Desde que ella dio ese discurso en privado hace tres años, Fox News y la campaña de Trump han convertido las palabras "fronteras abiertas" en un sinónimo de destrucción, crimen y terrorismo.

Hoy día, Clinton tampoco habla mucho a favor del libre comercio porque teme perder votos en estados industriales como Ohio. Durante su segundo debate, Trump repitió la aseveración de que el Tratado de Libre Comercio entre EU, Canadá y México (TLCAN) "es quizá el acuerdo comercial más desastroso de la historia mundial".

En rigor, TLCAN ha sido en gran parte un éxito para los tres países. Al igual que en cualquier acuerdo a gran escala, ha habido ganadores y perdedores, pero, en general, ha sido beneficioso.

En primer lugar, aunque algunos empleos manufactureros estadounidenses fueron trasladados a México, se crearon otros, mejor pagados, en Estados Unidos. Las exportaciones de EU a México hoy día respaldan alrededor de 6 millones de empleos estadounidenses, según un estudio del Wilson Center.

En segundo lugar, los empleos manufactureros de EU seguirán desapareciendo en gran medida por la automatización, y no por México. Tratar de restaurar los empleos manufactureros de la década de 1950 -en lugar de crear nuevos y mejores empleos- es una ilusión política.

En tercer lugar, si Trump implementara su propuesta de imponer impuestos del 35 al 45 por ciento a las importaciones de EU procedentes de México y China, sus medidas proteccionistas provocarían una guerra comercial. La última vez que hubo una guerra comercial a nivel global fue en 1929, y su resultado fue la Gran Depresión.

En cuarto lugar, si no fuera por el TLCAN, México sería más pobre y más mexicanos tratarían de cruzar la frontera. Por otro lado, habría mucho menos inmigración ilegal si un nuevo acuerdo comercial facilitara las cadenas de suministros industriales en las Américas que beneficiara a todas las partes y convirtiera el continente en un centro de exportaciones hacia el resto del mundo.

Cuando estas elecciones hayan terminado, y -esperemos- Trump pase a la historia como lo más cerca que estuvo Estados Unidos de convertirse en una república bananera con su propio autócrata narcisista, Washington debería revivir la idea de un acuerdo de libre comercio hemisférico.

Esta claro que nada de esto es políticamente correcto en estos días, en medio del populismo aislacionista de Trump y del voto del Brexit en Gran Bretaña. Pero lo que WikiLeaks y la campaña de Trump describieron como una revelación explosiva de Clinton sobre un nuevo acuerdo comercial de las Américas es una excelente idea que debería ser resucitada.


  • comentarios

Los comentarios que en la secci&ocute;n de arriba se vierten son responsabilidad de los participantes. Ayúdenos a mantener un intercambio de ideas sano denunciando, mediante un en el ícono de la bandera, cada participaci&ocute;n que considere inapropiada. Si el comentario no cumple con LAS REGLAS, será eliminado. Consulte aquí el reglamento.

Bienvenido a nuestro servicio de comentarios. Lo invitamos a analizar, comentar y cuestionar los artículos y reportajes que publica El Diario. Para mantener un intercambio de ideas sano para todos nuestros usuarios, es necesario que siga las reglas que a continuaci&ocute;n detallamos. Al participar en el servicio de comentarios usted acepta la aplicaci&ocute;n de estas normas.

Usted acepta que es totalmente responsable por el contenido que publica.

No publicará intencionalmente contenido que viole el derecho de autor, marcas registradas, patentes o cualquier otra propiedad intelectual de una tercera persona.

No difundirá contenido difamatorio, obsceno o agresivo que viole el derecho de una tercera persona a la privacidad de acuerdo a las leyes municipales, estatales, federales o incluso internacionales o que sea considerado inapropiado. Indemnizará a Publicaciones Paso del Norte(*), sus empleados y empresas afiliadas de todas y cada una de las demandas y/o dátos (incluyendo, pero no limitándose a honorarios de abogados) que sean presentadas por terceras personas en relaci&ocute;n con el contenido que usted public&ocute;. No redactará contenido que discrimine a otras personas por su género, raza, origen étnico, nacionalidad, religi&ocute;n, preferencias sexuales, discapacidades o cualquier otra categoría.

Usted entiende y acepta que El Diario no es responsable por el contenido publicado por terceras personas.
Es de su entendimiento que en los foros de discusi&ocute;n, El Diario supervisa el contenido publicado y se reserva el derecho de eliminar, editar o alterar el contenido que parezca inapropiado por cualquier motivo sin pedir el consentimiento del autor. Nos reservamos el derecho de acuerdo a nuestro propio criterio de retirarle a un usuario el derecho a publicar contenido en nuestro sitio.

Entiende y acepta que los foros de discusi&ocute;n deben ser usados sin prop&ocute;sitos comerciales.
No solicitará recursos o apoyos econ&ocute;micos. No promoverá empresas comerciales o realizará actividades comerciales de ningún tipo en nuestros foros de discusi&ocute;n.

Usted entiende y acepta que el uso de cualquier informaci&ocute;n obtenida a través de los foros de discusi&ocute;n es bajo su propio riesgo.
El Diario de ninguna manera respalda el contenido que los usuarios difunden, y no puede ni se hará responsable de su veracidad.

Con cada contenido que usted publica, otorga a El Diario sin pago de regalías la licencia irrevocable, perpetua, exclusiva y totalmente sublicenciable para usar, reproducir, modificar, adaptar, publicar, traducir, crear trabajos derivados de, distribuir, realizar y mostrar dicho contenido en su totalidad o partes a nivel mundial y para incorporarlos en sus trabajos de cualquier modo conocido actualmente o desarrollado con posterioridad.

Inicie sesión con cualquiera de las siguientes redes sociales: