Temores y reformas | Opinion

Opinión

Diario.mx: Edición Cd. Juárez, Chihuahua, México | Últimas Noticias
Registrate El Diario Regístrate aquí

En tu Mail

Facebook El Diario Twitter El Diario

Jueves 20 Septiembre 2018 | 

12

49

40

Secciones

Jueves 20 Septiembre 2018 | 

12

49

40

Buscador | Diario.mx
Registrate El Diario Regístrate aquí

En tu Mail

Facebook El Diario Twitter El Diario


Temores y reformas

Sergio Sarmiento | Lunes 09 Julio 2018 | 00:01:00 hrs

Madrid, España.- Cuando el 28 de octubre de 1982 el Partido Socialista Obrero Español ganó las elecciones generales españolas se suscitó un gran temor entre los inversionistas y grupos conservadores. España había logrado una rápida transición política a partir de la muerte del dictador Francisco Franco en 1975 y para 1978 había obtenido una constitución democrática dentro de un régimen de monarquía parlamentaria, pero se temía que el retorno del PSOE al poder, por primera vez desde la guerra civil, pudiera llevar a un gobierno populista que provocara un desplome de la economía.

Felipe González asumió la presidencia del gobierno el 2 de diciembre de ese 1982, pero en lugar de aplicar un programa populista empezó una transformación de la economía que ayudó a convertir a España en poco tiempo en un país desarrollado. Si bien el nuevo gobierno socialista expandió los programas de seguridad social, tomó al mismo tiempo medidas para modernizar la economía española. Demostró que a veces se necesita a un político de izquierda para hacer reformas de mercado.

En el lado social, González realizó una reforma educativa y universalizó la educación pública gratuita hasta los 16 años. Desarrolló un sistema de seguridad social inspirado en el de los países del norte de Europa. Impulsó un servicio de salud que proporcionaba atención médica gratuita y que no dependía de las aportaciones de los trabajadores sino de los fondos del erario por lo que era universal.

Para dar sustento a estas reformas sociales, sin embargo, impulsó la economía de mercado. Vendió acciones de las empresas gubernamentales, como la automotriz Seat, la siderúrgica Sidenor y la energética Enagás. Algunas compañías que no encontraron comprador privado fueron liquidadas. Enfrentó la resistencia a estas medidas de los sindicatos socialistas y comunistas que organizaron dos huelgas generales en protesta por sus políticas en 1985 y en 1988.

González también promovió la incorporación de España a la Comunidad Económica Europea. Esto expuso a la industria española a la competencia con las empresas europeas. La transformación fue dura para España. Muchas empresas desaparecieron y hubo un aumento en el desempleo, en parte consecuencia de los altos costos de despido heredados del régimen de Franco, pero la economía española se hizo más competitiva.

Una de las grandes sorpresas de la transición española es que las reformas políticas, las que llevaron a la construcción de una democracia, las hizo un ex falangista, Adolfo Suárez, con el apoyo decidido de un rey, Juan Carlos I, que tras heredar poderes absolutos de Franco prefirió impulsar un régimen democrático que le quitaría esos poderes. La otra gran sorpresa es que las reformas de mercado, las que modernizaron la economía española, las hizo el socialista Felipe Gonzáles.

Hoy que en México ha triunfado en su tercer intento por alcanzar la Presidencia de la República Andrés Manuel López Obrador hay que recordar este antecedente. A veces se necesita un gobierno de izquierda para hacer las reformas de mercado. Lo hizo Felipe González en la España de los años ochenta. López Obrador tiene la oportunidad de hacer lo mismo y asombrar al mundo. En lugar de ser un gobernante populista, puede convertirse en un modernizador cuyas reformas impulsen la construcción de un México competitivo y próspero. Ojalá que nos dé esa sorpresa.

Agresión a reporteros

Es inaceptable la agresión de policías de la Ciudad de México contra el fotógrafo de Reforma Alejandro Mendoza y el reportero de TV Azteca Isidro Corro, a quienes golpearon y robaron su equipo de trabajo en la madrugada del domingo en la colonia de los Doctores. Su delito fue hacer su trabajo periodístico. 



  • comentarios

Los comentarios que en la sección de arriba se vierten son responsabilidad de los participantes. Ayúdenos a mantener un intercambio de ideas sano denunciando, mediante un en el ícono de la bandera, cada participación que considere inapropiada. Si el comentario no cumple con LAS REGLAS, será eliminado. Consulte aquí el reglamento.

Bienvenido a nuestro servicio de comentarios. Lo invitamos a analizar, comentar y cuestionar los artículos y reportajes que publica El Diario. Para mantener un intercambio de ideas sano para todos nuestros usuarios, es necesario que siga las reglas que a continuación detallamos. Al participar en el servicio de comentarios usted acepta la aplicación de estas normas.

Usted acepta que es totalmente responsable por el contenido que publica.

No publicará intencionalmente contenido que viole el derecho de autor, marcas registradas, patentes o cualquier otra propiedad intelectual de una tercera persona.

No difundirá contenido difamatorio, obsceno o agresivo que viole el derecho de una tercera persona a la privacidad de acuerdo a las leyes municipales, estatales, federales o incluso internacionales o que sea considerado inapropiado. Indemnizará a Publicaciones Paso del Norte(*), sus empleados y empresas afiliadas de todas y cada una de las demandas y/o dátos (incluyendo, pero no limitándose a honorarios de abogados) que sean presentadas por terceras personas en relación con el contenido que usted publicó. No redactará contenido que discrimine a otras personas por su género, raza, origen étnico, nacionalidad, religión, preferencias sexuales, discapacidades o cualquier otra categoría.

Usted entiende y acepta que El Diario no es responsable por el contenido publicado por terceras personas.
Es de su entendimiento que en los foros de discusión, El Diario supervisa el contenido publicado y se reserva el derecho de eliminar, editar o alterar el contenido que parezca inapropiado por cualquier motivo sin pedir el consentimiento del autor. Nos reservamos el derecho de acuerdo a nuestro propio criterio de retirarle a un usuario el derecho a publicar contenido en nuestro sitio.

Entiende y acepta que los foros de discusión deben ser usados sin propósitos comerciales.
No solicitará recursos o apoyos económicos. No promoverá empresas comerciales o realizará actividades comerciales de ningún tipo en nuestros foros de discusión.

Usted entiende y acepta que el uso de cualquier información obtenida a través de los foros de discusión es bajo su propio riesgo.
El Diario de ninguna manera respalda el contenido que los usuarios difunden, y no puede ni se hará responsable de su veracidad.

Con cada contenido que usted publica, otorga a El Diario sin pago de regalías la licencia irrevocable, perpetua, exclusiva y totalmente sublicenciable para usar, reproducir, modificar, adaptar, publicar, traducir, crear trabajos derivados de, distribuir, realizar y mostrar dicho contenido en su totalidad o partes a nivel mundial y para incorporarlos en sus trabajos de cualquier modo conocido actualmente o desarrollado con posterioridad.







Inicie sesión con cualquiera de las siguientes redes sociales: