Legados de nuestros políticos | Opinion

Opinión

Diario.mx: Edición Cd. Juárez, Chihuahua, México | Últimas Noticias
Registrate El Diario Regístrate aquí

En tu Mail

Facebook El Diario Twitter El Diario

Martes 11 Diciembre 2018 | 

2

19

15

Secciones

Martes 11 Diciembre 2018 | 

2

19

15

Buscador | Diario.mx
Registrate El Diario Regístrate aquí

En tu Mail

Facebook El Diario Twitter El Diario


Legados de nuestros políticos

Vianey Esquinca/
Analista | Lunes 26 Febrero 2018 | 00:01:00 hrs

Ciudad de México.- La bandera que se izó el sábado en el Campo Marte para conmemorar el Día de la Bandera fue colocada al revés. El águila de cabeza… qué forma tan poética de celebrar el día de ayer el lábaro patrio, una metáfora inigualable de lo que está viviendo el país.

Esta sensación de que todo marcha en sentido opuesto se debe agradecer al proceso electoral y a los partidos políticos ¿Cómo no imaginarse que todo está al revés si sólo hay que voltear a ver las campañas?

En la campaña del PRI, por ejemplo, el candidato es un no-priista; el vocero, un expanista, y la estratega, la exvocera del presidente blanquiazul Felipe Calderón. Por su parte, si ya de por sí el matrimonio por interés entre el PRD y el PAN resultaba antinatural, ver a Miguel Ángel Mancera en las listas de candidatos plurinominales del PAN o a Xóchitl Gálvez en las del PRD es para volarle la cabeza a cualquiera. Igualmente de alucinante fue la alianza entre Morena y el PES, el supuesto liberalismo de la mano con el conservadurismo más recalcitrante.

En este México donde todo está de cabeza, Andrés Manuel López Obrador es capaz de convertir con una palabra suya al colesterol malo en colesterol bueno, las mentiras malas en mentiras piadosas o el karma en dharma. En el momento que entran a Morena, los presuntos delincuentes o personajes con un oscuro pasado se convierten automáticamente en perseguidos políticos. El ejemplo más reciente, que no el único, fue la incorporación del líder minero Napoleón Gómez Urrutia, quien tuvo que salir huyendo del país tras ser investigado por un presunto fraude de 55 millones de dólares. “No se le probó nada” y “Canadá le dio asilo político” son las explicaciones que se han dado para justificar su integración a las listas de Morena.

Tampoco se le ha probado nada al líder petrolero Carlos Romero Deschamps y no por eso está libre de culpa. Además, López Obrador olvida que poco después del caso de Napito, Canadá tuvo que reforzar sus controles ante el abuso de solicitudes de asilo e hizo obligatoria la visa para mexicanos.

En este país donde ya no se entiende nada, parece que el PRI está buscando desesperadamente ya no ganar, sino ¡no quedar en tercer lugar! Además, su candidato sólo prende en las redes sociales. Debería conocerse como José Antonio Indiana Meade y protagonizar la película El cazador del tuit perdido ya que los mejores momentos de su pre e intercampaña han sido en las redes sociales, troleando a sus oponentes o respondiendo tuits que le ponen en bandeja de plata.

Parecería también que Indiana Meade está desesperado buscando causas perdidas y ahora ha decidido denunciar al INE por no permitir los debates en intercampañas, pero ¿por qué quieren someter al martirio a los pobres ciudadanos tan prematuramente? Van a tener tres meses para debatir lo que quieran, para darse hasta con la cubeta ¿Cuál es la prisa?

Y, finalmente, sólo en un país en donde, efectivamente, todo gira en sentido contrario, está el candidato panista que parece medicina naturista al que todos los días le encuentran o le sacan nuevas propiedades. En las últimas semanas ha gastado más tiempo en negar y responder a las acusaciones que en dar alguna propuesta realmente memorable. Es la primera vez que un candidato panista es oposición en su propio partido, es Ricardo Terminator Anaya capaz de acabar con sus enemigos correligionarios.

Así pues, que la bandera haya sido izada al revés es el menor de los problemas que actualmente tiene este país.



  • comentarios

Los comentarios que en la sección de arriba se vierten son responsabilidad de los participantes. Ayúdenos a mantener un intercambio de ideas sano denunciando, mediante un en el ícono de la bandera, cada participación que considere inapropiada. Si el comentario no cumple con LAS REGLAS, será eliminado. Consulte aquí el reglamento.

Bienvenido a nuestro servicio de comentarios. Lo invitamos a analizar, comentar y cuestionar los artículos y reportajes que publica El Diario. Para mantener un intercambio de ideas sano para todos nuestros usuarios, es necesario que siga las reglas que a continuación detallamos. Al participar en el servicio de comentarios usted acepta la aplicación de estas normas.

Usted acepta que es totalmente responsable por el contenido que publica.

No publicará intencionalmente contenido que viole el derecho de autor, marcas registradas, patentes o cualquier otra propiedad intelectual de una tercera persona.

No difundirá contenido difamatorio, obsceno o agresivo que viole el derecho de una tercera persona a la privacidad de acuerdo a las leyes municipales, estatales, federales o incluso internacionales o que sea considerado inapropiado. Indemnizará a Publicaciones Paso del Norte(*), sus empleados y empresas afiliadas de todas y cada una de las demandas y/o dátos (incluyendo, pero no limitándose a honorarios de abogados) que sean presentadas por terceras personas en relación con el contenido que usted publicó. No redactará contenido que discrimine a otras personas por su género, raza, origen étnico, nacionalidad, religión, preferencias sexuales, discapacidades o cualquier otra categoría.

Usted entiende y acepta que El Diario no es responsable por el contenido publicado por terceras personas.
Es de su entendimiento que en los foros de discusión, El Diario supervisa el contenido publicado y se reserva el derecho de eliminar, editar o alterar el contenido que parezca inapropiado por cualquier motivo sin pedir el consentimiento del autor. Nos reservamos el derecho de acuerdo a nuestro propio criterio de retirarle a un usuario el derecho a publicar contenido en nuestro sitio.

Entiende y acepta que los foros de discusión deben ser usados sin propósitos comerciales.
No solicitará recursos o apoyos económicos. No promoverá empresas comerciales o realizará actividades comerciales de ningún tipo en nuestros foros de discusión.

Usted entiende y acepta que el uso de cualquier información obtenida a través de los foros de discusión es bajo su propio riesgo.
El Diario de ninguna manera respalda el contenido que los usuarios difunden, y no puede ni se hará responsable de su veracidad.

Con cada contenido que usted publica, otorga a El Diario sin pago de regalías la licencia irrevocable, perpetua, exclusiva y totalmente sublicenciable para usar, reproducir, modificar, adaptar, publicar, traducir, crear trabajos derivados de, distribuir, realizar y mostrar dicho contenido en su totalidad o partes a nivel mundial y para incorporarlos en sus trabajos de cualquier modo conocido actualmente o desarrollado con posterioridad.







Inicie sesión con cualquiera de las siguientes redes sociales: