Opinión

Diario.mx: Edición Cd. Juárez, Chihuahua, México | Últimas Noticias
Registrate El Diario Regístrate aquí

En tu Mail

Facebook El Diario Twitter El Diario

Domingo 22 Octubre 2017 | 

3

59

21

Secciones

Domingo 22 Octubre 2017 | 

3

59

21

Buscador | Diario.mx
Registrate El Diario Regístrate aquí

En tu Mail

Facebook El Diario Twitter El Diario

Un Nobel menor

Sergio Sarmiento | Viernes 06 Octubre 2017 | 00:01:00 hrs

“El Premio Nobel lo maneja un comité que se autoperpetúa. Votan por lo que les conviene y hacen que la industria editorial del mundo baile a su ritmo.”

Doris Lessing



Ciudad de México.– Para un premio que se precia de distinguir a los mejores escritores del mundo, el Nobel es decepcionante. La Academia Sueca no sólo ha despreciado a escritores de la talla de Jorge Luis Borges, sino que ha entregado el galardón a demasiados autores menores.

Lo mejor que se puede decir de Kazuo Ishiguro, ganador del Nobel de literatura de este 2017, es que se trata de un autor literario. La observación puede sorprender cuando se hace referencia al premio literario más conocido del mundo, el cual fue hecho para premiar a los mejores escritores, pero la historia reciente del galardón manifiesta que no ha cumplido este objetivo.

Los dos ganadores previos del Nobel no eran realmente autores literarios. Bob Dylan es un cantante famoso que al inicio de su carrera escribió canciones brillantes que rompieron cartabones, pero difícilmente puede considerársele un verdadero literato. Su predecesora, Svetlana Alexiévich, ha escrito buenas crónicas periodísticas, que no se distinguen realmente por su calidad literaria.

Uno podría pensar que la Academia Sueca, que escoge al ganador del Premio Nobel de literatura, buscaba en Dylan rendir un homenaje a la canción popular y a su influencia en el arte y la sociedad. No es mala idea, pero no queda claro que Dylan sea el mejor ejemplo. Desde un punto de vista literario, Leonard Cohen era mejor opción en lengua inglesa, con la ventaja de que escribió literatura además de canciones. Joan Manuel Serrat o Joaquín Sabina son superiores en el género de la canción-literatura. 

Algunos ganadores recientes del Premio Nobel de literatura sí han sido autores importantes. Alice Munro, Mario Vargas Llosa, Jean-Marie Gustave Le Clézio, Doris Lessing, Orhan Pamuk y Harold Pinter son ejemplos de grandes escritores, cada uno en su estilo. Pero la lista de ganadores del Nobel no sólo desconocidos para el público sino limitados en su trabajo literario es demasiado amplia como para seguirla ocultando.  

Ishiguro es un autor de relevancia. Ha ganado galardones serios, como el Booker británico, pero no supera a otros escritores vivos, como Milan Kundera, Philip Roth, Martin Amis, Amos Oz, Haruki Murakami o George Steiner, por mencionar sólo algunos.

Da la impresión de que los miembros de la Academia Sueca no quieren caer en la trampa de lo comercial o lo popular y por ello se resisten a los autores favoritos de los lectores y prefieren anunciar una sorpresa cada octubre. Se entiende, pero lo paradójico es que el Premio Nobel constituye un enorme impulso en la actualidad al éxito comercial de un libro.

En el afán de no ser literariamente correctos, los académicos suecos están cayendo en una trampa. Los demás comités de los Premios Nobel buscan encontrar y destacar el trabajo de los mejores de cada especialidad. Cuando se anuncian los ganadores en medicina, física o química, sabemos que se está distinguiendo a quienes han realizado los descubrimientos más importantes y son admirados por sus pares.

Los criterios del Nobel de literatura (y de la paz) parecen radicalmente distintos. Parecería que no buscan a los mejores o a los más admirados, sino al que sorprenda, al inesperado. A Borges se le negó el galardón simplemente porque los miembros de la Academia Sueca no simpatizaban con sus ideas políticas.

Quizá la Academia Sueca debería empezar a otorgar el Premio para Escritores Divergentes. Así podría dejar el Nobel para los mejores autores, ya que todavía hay muchos que merecen ser premiados.

Sin congelamiento

La primera sala de la Suprema Corte fue contundente y valiente en su fallo. Es inconstitucional que la Secretaría de Hacienda congele bienes y cuentas de personas y empresas antes de ser juzgadas.

Twitter: @SergioSarmiento


  • comentarios

Los comentarios que en la sección de arriba se vierten son responsabilidad de los participantes. Ayúdenos a mantener un intercambio de ideas sano denunciando, mediante un en el ícono de la bandera, cada participación que considere inapropiada. Si el comentario no cumple con LAS REGLAS, será eliminado. Consulte aquí el reglamento.

Bienvenido a nuestro servicio de comentarios. Lo invitamos a analizar, comentar y cuestionar los artículos y reportajes que publica El Diario. Para mantener un intercambio de ideas sano para todos nuestros usuarios, es necesario que siga las reglas que a continuación detallamos. Al participar en el servicio de comentarios usted acepta la aplicación de estas normas.

Usted acepta que es totalmente responsable por el contenido que publica.

No publicará intencionalmente contenido que viole el derecho de autor, marcas registradas, patentes o cualquier otra propiedad intelectual de una tercera persona.

No difundirá contenido difamatorio, obsceno o agresivo que viole el derecho de una tercera persona a la privacidad de acuerdo a las leyes municipales, estatales, federales o incluso internacionales o que sea considerado inapropiado. Indemnizará a Publicaciones Paso del Norte(*), sus empleados y empresas afiliadas de todas y cada una de las demandas y/o dátos (incluyendo, pero no limitándose a honorarios de abogados) que sean presentadas por terceras personas en relación con el contenido que usted publicó. No redactará contenido que discrimine a otras personas por su género, raza, origen étnico, nacionalidad, religión, preferencias sexuales, discapacidades o cualquier otra categoría.

Usted entiende y acepta que El Diario no es responsable por el contenido publicado por terceras personas.
Es de su entendimiento que en los foros de discusión, El Diario supervisa el contenido publicado y se reserva el derecho de eliminar, editar o alterar el contenido que parezca inapropiado por cualquier motivo sin pedir el consentimiento del autor. Nos reservamos el derecho de acuerdo a nuestro propio criterio de retirarle a un usuario el derecho a publicar contenido en nuestro sitio.

Entiende y acepta que los foros de discusión deben ser usados sin propósitos comerciales.
No solicitará recursos o apoyos económicos. No promoverá empresas comerciales o realizará actividades comerciales de ningún tipo en nuestros foros de discusión.

Usted entiende y acepta que el uso de cualquier información obtenida a través de los foros de discusión es bajo su propio riesgo.
El Diario de ninguna manera respalda el contenido que los usuarios difunden, y no puede ni se hará responsable de su veracidad.

Con cada contenido que usted publica, otorga a El Diario sin pago de regalías la licencia irrevocable, perpetua, exclusiva y totalmente sublicenciable para usar, reproducir, modificar, adaptar, publicar, traducir, crear trabajos derivados de, distribuir, realizar y mostrar dicho contenido en su totalidad o partes a nivel mundial y para incorporarlos en sus trabajos de cualquier modo conocido actualmente o desarrollado con posterioridad.

Inicie sesión con cualquiera de las siguientes redes sociales: